Entrevistamos a

Biznaga

"Nuestras canciones no tienen época. Podría haberlas firmado hace quince años y, mucho me temo, que dentro de quince años seguiré pensando que son vigentes. Es mi manera de ver las cosas. "

Por -

Biznaga vuelven a la carga con Sentido del Espectáculo potenciando todas sus facetas, en un segundo trabajo donde no ocultan todo tipo de malestar y realidades de lo más crueles. Un disco escrito en un contexto de enorme actualidad, donde nos encontramos a los madrileños repartiendo hacia diferentes planos sociales para describir el verdadero escenario del país más allá de las pantallas de televisión. Los personajes que nos presentan, al igual que en anteriores trabajos, no esconden sus instintos, reflejando la crudeza y su forma de vida llevada al límite como si se tratase de una novela tremendista. Una capacidad descriptiva muy característica de los Biznaga y que en esta ocasión se encuentra aderezada con un lenguaje aún si cabe más visceral. Aprovechando lo reciente de la publicación de este trabajo, entrevistamos a dos de los miembros del grupo: Jorge (bajista) y Milky (batería).

Habéis titulado a vuestro segundo LP ‘Sentido del Espectáculo’. ¿Cuál es la relación directa del título del disco y el contenido de los temas?

Jorge: No existe relación directa con todo el repertorio, no se trata de un disco conceptual. Hay varios argumentos y líneas narrativas en el disco.

Milky: La relación directa entre título y contenido de las canciones es de doble dirección y se construye de múltiples formas. El título es un resumen de las ideas que se van desarrollando a lo largo de las letras del disco pero también un concepto muy en la línea del título anterior, Centro Dramático Nacional.

No sé si tendrá algún tipo de relación con el título, pero creo que todo el componente de realidad virtual contenido en ‘Mediocridad y Confort’ también se dirige hacia ese sentido del espectáculo con el que nos presentan cualquier noticia en la tele. ¿Creéis que hay una crítica directa a la forma de tratar la realidad a través de las pantallas?

Milky: Sí, dentro de las muchas descripciones, actitudes y dinámicas que se desarrollan en el mundo moderno occidental desde luego que se debía incluir esa otra estructura tan importante (sino más) como la vida real que comprende las redes sociales, internet, los medios de comunicación de masas, etc.

Jorge: La realidad no existe. Existe una multiplicidad de canales produciendo ficciones a partir de infinitos bancos de signos vacíos. Ese mecanismo de fascinación que dota de sentido a nuestras vidas se llama hiperrealidad y es dios.

Siempre me ha gustado mucho la forma en la que analizáis la sociedad y la incluís en los temas. En este caso destaca sobre todo ‘Una Ciudad Cualquiera’. ¿Tratáis siempre de quitar cualquier filtro al realismo con el que tratáis los temas?

Jorge: En el momento que escoges un tema, lo planteas de una manera concreta y eliges el tono de las palabras, ya estas aplicando un filtro. Una Ciudad Cualquiera es una canción por un lado muy descriptiva ( detalla una serie de estampas y ambientes) pero por otro lado es muy romántica, porque lo que pretende describir en realidad es solo un estado de ánimo.

Milky: Tratamos los temas que nos interesan y nos incumben con nuestra realidad subjetiva y particular. 'Una Ciudad Cualquiera' es casi más una estampa emocional y amarga del sitio en el que vives, sin pretender hacer una crítica social más allá de lo circunstancial.

"Tratamos los temas que nos interesan y nos incumben con nuestra realidad subjetiva y particular. 'Una Ciudad Cualquiera' es casi más una estampa emocional y amarga del sitio en el que vives, sin pretender hacer una crítica social más allá de lo circunstancial. "

Otra parte que tiene el disco es que presentáis a unos personajes que parecen muy sujetos a su destino, algo que parece relacionado de lleno con el naturalismo. ¿Creéis que vuestras composiciones se encuentran influenciadas por esta corriente u otra similar?

Jorge: Vaya, buena pregunta. Me gustaría pensar que los personajes de las canciones tienen autonomía propia y son dueños de su destino, pero no, están sujetos a mis caprichos al ser yo quién los crea. Un día de estos se presentan en mi casa pidiendo explicaciones, como le pasó a Unamuno.

Hay dos temas del disco como son ‘Mediocridad y Confort’ y ‘A Tumba Abierta’, en el que ahondáis en los efectos de las tecnologías, y en general el progreso en la vida moderna. ¿Os hubiese gustado más continuar esta línea en el trabajo?

Milky: No, tampoco se trata de incidir especialmente en una temática concreta o de transmitir un mensaje claro y evidente al oyente. Las letras y los temas que tratan van saliendo casi de manera natural y orgánica y desde luego que nunca irán sobre el progreso de la vida moderna y sí del fracaso y deshumanización de la misma.

Jorge: Yo creo que ocupa el lugar justo, ni más ni menos, pero es un tema que me obsesiona, por lo que vendrán muchas más canciones que lo aborden de una manera u otra, no te quepa duda.

 

Escuchando este segundo trabajo, también creo sinceramente que vuestras composiciones también guardan algo de relación con la historia del país en su parte más tenebrosa, con temas como ‘Oficio de Tinieblas’ o el cielo goyesco de ‘Jóvenes Ocultos’. ¿Ponéis vuestro punto de vista sobre toda esta oscuridad de la historia del país a la hora de obtener ideas para vuestros temas?

Milky: 'Oficio de Tinieblas', si te fijas, va sobre un grupito de chavales amables y nada marginales que se van a la biblioteca a estudiar. Una canción que sí puede que se deslice por el perfil histórico de nuestro país es 'Nigredo'. Una vez, Jorge, el letrista, nos comentó que la Guerra Civil Española estaba muy presente, y ya le vimos todo el sentido a la letra…

Jorge: Entiendo lo que dices. Todas estas canciones usan una simbología que potencian cierto aire tremendista, como de exaltación de la España negra. ‘Oficio de tinieblas’ toma el nombre de un servicio religioso de Semana Santa que se da en algunas regiones y que consiste, básicamente, en la celebración de una misa casi en penumbra total. Nosotros, que no somos muy de ir a misa, lo adaptamos a otra ceremonia que conocemos mejor y que también suele ser bastante oscura. 'Jóvenes Ocultos' es una historia de vampiros psicológicos como pudiera ser ‘Mala Sangre’ en el disco anterior: chavales a los que les gusta salir a dar garbeos de noche y acaban buscándose la ruina. La ‘Nigredo’ es una fase alquímica para alcanzar la pureza (el oro) a través de la putrefacción. Como si fuera un detergente de propiedades mágicas que limpia las manchas del alma y la conciencia, la canción habla de la mezquindad innata del ser humano, esa intolerancia original hacia el otro.

"Me gustaría pensar que los personajes de las canciones tienen autonomía propia y son dueños de su destino, pero no, están sujetos a mis caprichos al ser yo quién los crea."

Continuando en la línea de la pregunta anterior, ¿creéis que los temas de este disco también reflejan toda la oscuridad que se cierne sobre el panorama nacional actual en la mayoría de sus ámbitos?

Jorge: Es fácil interpretarlo así, pero para mí no se circunscriben a un momento político o social concreto. Nuestras canciones no tienen época. Podría haberlas firmado hace quince años y, mucho me temo, que dentro de quince años seguiré pensando que son vigentes. Es mi manera de ver las cosas. Soy así de asqueroso.

Otro apartado que creo que delimita también vuestra música mucho, es el hecho de vivir en Madrid y todos sus escenarios. ¿‘Una ciudad cualquiera’ tiene mucho de lo que es salir una noche por Madrid?

Milky: Sí y no. Puede que trate sobre la visión de tu ciudad cuando se ha distorsionado y retorcido por lo mucho que sales. 'Jóvenes Ocultos' también tiene mucho de eso, de salir, perderse, envenenarse….

Jorge: La ciudad es fundamental en el imaginario de la banda, pero aunque la ciudad en la que vivimos es Madrid, hemos intentado que este disco sea lo menos localista posible. Al margen de la portada, dónde aparecen varios monumentos característicos de la capital, sólo hay referencia directa a sitios de Madrid en 'Jóvenes Ocultos' y, más sutilmente con el guiño a 'Insomnio' de Dámaso Alonso, en los primeros versos de 'Nigredo'. Nuestra intención siempre ha sido la de trascender un escenario concreto para hablar de algo que es universal. 'Una ciudad cualquiera' no describe un sitio en particular, sino un sentimiento.

Desde vuestro primer EP, se observa una evolución de las letras hacia temas digamos más angustiosos y preocupantes. ¿Sentís que en estos cuatro años, desde la publicación del EP, vuestras preocupaciones han ido cambiando?

Milky: Es que el tono general de Biznaga, ya sea musical o extramusical, ha ido perdiendo ese tono gamberro y jocoso del principio para tornarse en algo un poco más elevado (y sobre todo, más cabrón). Creo que las preocupaciones pueden ser las mismas, pero no a la hora de decidir sobre qué se escribe y sobre qué no.

Jorge: Estoy más o menos de acuerdo con Milky. Puede que haya evolucionado la forma, pero en el fondo las preocupaciones siguen siendo las mismas.

"La ciudad es fundamental en el imaginario de la banda, pero aunque la ciudad en la que vivimos es Madrid, hemos intentado que este disco sea lo menos localista posible. "

En ‘Los Cachorros’ recogéis muy bien el modelo de juventud llevada al límite, encajando muy bien con el contenido de vuestros temas a lo largo de estos años. ¿Creéis que vuestros temas están impregnados por ese espíritu juvenil llevado al extremo?

Milky: En este disco en particular hay unas pocas canciones que sí expresan esa idea juvenil de querer ir cada vez más lejos, a tumba abierta y quemando naves.

Jorge: Creo que es la canción más 'positiva' del disco y, en general, que he escrito hasta la fecha. Aborda el tema más trillado de la historia de la música pop: ese minuto de tierna e invencible arrogancia que da tener apenas veinte abriles, ni un gramo de grasa, y la voracidad y actitud suficiente como para pasar de cualquier muermo.

En Centro Dramático Nacional había un tema titulado ‘Las Brigadas Enfadas’, que parece contraponerse con ‘Héroes del No’, que aparece en este nuevo disco. ¿Existe alguna conexión entre ambos?

Jorge: Bueno, algo hay. Las dos parecen hablar de organizaciones secretas de jóvenes cabreados con el mundo. Pero mientras la primera se miraba en los personajes del free cinema tipo 'If..' o en las 'Angry Brigades' inglesas, la segunda podría ser un híbrido entre el espíritu de negación de un 'Bartleby, el escribiente' y los superhéroes militantes del cómic 'Los invisibles'.

 

Un poco en la línea anterior, parece que en este trabajo se acentúa más vuestra vertiente, digamos más power pop en canciones como ‘Mediocridad y Confort’, ‘Una Ciudad Cualquiera’ o ‘Los Cachorros’ contrastando con otros temas aún más crudos como ‘Tumba Abierta’ o ‘Una Nueva Época de Terror’. ¿Vosotros percibís esta dualidad o no tendéis a distinguir entre los temas?

Milky: Una vez más Biznaga se las vuelve a ver con sus propias contradicciones estilísticas. Tenemos la sensibilidad muy desarrollada para componer cosas oscuras a la vez que nos flipan las canciones pop con garra y “quetedanenelpechito”.

Jorge: Depende mucho de los acordes iniciales, pero no nos ponemos cortapisas a la hora de sacar las canciones. Si nos molan se quedan.

"El tono general de Biznaga, ya sea musical o extramusical, ha ido perdiendo ese tono gamberro y jocoso del principio para tornarse en algo un poco más elevado (y sobre todo, más cabrón). Creo que las preocupaciones pueden ser las mismas, pero no a la hora de decidir sobre qué se escribe y sobre qué no."

En el primer LP introdujisteis un ambiente flamenco muy diferenciador en ‘Los Duelistas’, mostrándolo en este trabajo más temas que llegan por esa línea como es el caso de los ritmos de ‘Oficio de Tinieblas’, el estribillo amenazante de ‘Nigredo’ o el interludio con castañuelas de ‘Jóvenes Ocultos’. ¿Sentís que esta mezcla de elementos puede convertirse en algo muy diferenciador de vuestra música?

Milky: No somos pioneros en esta práctica, ni mucho menos, pero es algo que nos reconforta y nos parece positivo. Parece que empieza a ser marca de la casa…veremos con el tercer trabajo a ver por dónde tiramos.

Samuel Guzmán se inspiró en el cuadro ‘El museo Spitzner’ de Paul Delvaux, donde se recoge una especie de barraca del horror del doctor Spitzner. ¿Cómo llegasteis a esta obra y sentisteis la conexión que podría tener con el trabajo?

Milky: Jorge, que es un tipo ilustrado, andaba buscando cuadros, fotos, imágenes que pudiesen servir de idea o inspiración para la portada del nuevo disco. Todos estábamos con los ojos bien abiertos a ver si podíamos proponer algo chulo. Normalmente, en los “breinestorm” que nos marcamos en el coche mientras vamos de gira, Jorge siempre se termina llevando la perra gorda, pero esta vez fue Álvaro el que sugirió ese cuadro. Luego Jorge pensó que había que cambiar elementos para desviarla hacía el imaginario Biznaga o, al menos, al contenido de las canciones. Lo de poner nuestros caretos ahí fue una broma que nos hizo mucha gracia y que no pensamos sería posible…y ya ves que al final no lo hicimos, somos gente humilde.

Cuando me enteré que fichasteis por Slovenly me llevé una gran sorpresa. ¿Cómo surgió esta asociación?

Milky: Pues de la buena relación que guardan Holy Cuervo con Pete y, sobre todo, por el interés que tiene éste en la música que se factura en la península.

¿Creéis que el hecho de estar ahora en Slovenly os puede abrir muchas puertas en el extranjero independientemente del idioma de vuestras letras?

Milky: Sí, totalmente.

"Una vez más Biznaga se las vuelve a ver con sus propias contradicciones estilísticas. Tenemos la sensibilidad muy desarrollada para componer cosas oscuras a la vez que nos flipan las canciones pop con garra y “quetedanenelpechito”."

Sois una banda que se mueve en un territorio que no es propiamente el de los fans del punk de mayor corte clásico ni el mundo del pop “alternativo” relacionado con los festivales y este tipo de eventos. Esto es algo que también asocio a bandas como Futuro Terror o los Juventud Juché. ¿Vosotros en que territorio pensáis que estáis más localizados?

Milky: En el circuito de los trepas y de los oportunistas.

Jorge: Eso es así. Nada más que añadir.

En todas nuestras entrevistas nos gusta que dejéis una pregunta para la siguiente banda a entrevistar. ¿Cuál es la vuestra?

Milky: ¿Por qué crees que tu música no va a llegar a ningún puto lado?

Del mismo modo tenemos una para vosotros a cargo de Thos Henley, dice así: ¿Cuál es el dúo de tus sueños? (Por ejemplo, Leonard Cohen con Edith Piaf).

Milky: Jorge Ilegal con Jorge Ilegal pero con coleta cantando 'Princesa Equivocada'.

Jorge: Yo pagaría por verlo, desde luego.

Noé R. Rivas

Joven teleco que escribe sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *