Conociendo a

Qlowski

Por -

La formación de origen italiano pero asentada en Londres comenzó su andadura en 2016, dejando claras las bases de un proyecto donde siempre predominan la estética post punk que busca acercarse a la raíz de un sonido donde el apartado melódico resulta de lo más combativo. Así es como llegó su primer doble single Qlowski for Sniffin’ Glucose, encontrándonos ante una atractiva mezcla que buceaba en esa parte cercana a la new wave más lúgubre gracias a la cara A ‘How Many Miles in Deep’. Por su parte la cara B de este trabajo nos dejaba ante un caminar más sereno, más relacionado con encontrar un tono compungido y liberarlo de lleno en a través de una letra donde las escenas lánguidas lo pueden todo.

En el mismo año de su formación, la banda no dudaría en publicar su primer EP homónimo, abriendo la puerta a un sonido más robusto y relacionado con matices psych. De una forma más electrizante e intentando indagar en terrenos que los une más a propuestas como DEVO o incluso Killing Joke, el dúo demostraba como se encontraba de lleno envuelto en la búsqueda de un sonido e identidad propia, todo ello guiados siempre por un sentimiento melódico arrebatador, relacionado con encontrar ciertos matices épicos a una propuesta con la que querían reflejar esa necesidad de escapar a la vida dentro de una ciudad pequeña como la de su Italia natal.

Avanzando en el tiempo, la banda comienza poco a poco a internacionalizar  su propuesta y a girar con mayor asiduidad. En mitad de todo ello aprovecharon las navidades del 2017 para recuperar dos piezas pasadas como fueron ‘I Don’t Wanna Be Capitalized’ y ‘Building Walls’, dos piezas fantasmagóricas que recogían a la perfección la forma de entender su música como una forma de conectar estampas oscuras y abstractas con sentimientos de lo más urgentes. Una buena muestra de como la trayectoria de la banda se encuentra asociada a explorar en todo momento un conjunto de sensaciones frías y con un gran poder para saber cómo convivir con ciertos fantasmas del pasado.

En el 2018 nos encontramos ante una de sus obras más sólidas, el EP Pure as Fear que editan a través de Maple Death. Con un título tan potente, parece evidente que el grupo se arroja de lleno a una vía más brutalista, encontrando al mismo tiempo nuevas texturas noise en sus composiciones. Esto tampoco evita la forma en la que el grupo sigue moviéndose en los ritmos inquietantes y en la necesidad de crear en todos momentos escenarios de lo más sugestivos. Así es como el gran componente cinematográfico de su música siempre se ve reforzado. Por último, acercándonos más a los días actuales,  en su doble single Ikea Youth / Grinding Halt han encontrado un nuevo calado en el apartado vocal, logrando otro elemento diferenciador más a añadir a su propuesta.

Qlowski es una de las banda participantes en la próxima edición del Primavera Pro

Noé R. Rivas

Joven teleco que escribe sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *