Noticias

Primeras impresiones del cartel del Primavera Sound 2020

Por -

Resulta siempre muy complicado poder entrar en una valoración general del cartel que cada año nos presenta el Primavera Sound, siendo en las primeras horas muy frecuentes todos esos picos emocionales de alegría y decepción a medida que encuentras nombres y descubres definitivamente como otros no aparecen por ninguna parte (véase Frank Ocean). Una vez pasada esa etapa llega el momento en el que poco a poco has asimilado buenamente tanto los cabezas como esas bandas pequeñas que ni de lejos suelen venir de gira por aquí y ya tienes tu opinión bien formada para poder comparar las diversas ediciones del festival. Ahora bien, en una edición tan destacada como el vigésimo aniversario, ¿estamos ante el mejor cartel de su historia? Quizás la respuesta a esta pregunta sea la de estar ante el cartel más completo e integrador con todos los públicos adoptados por el festival a lo largo de estos años, evitando responder de lleno y no mojarnos hasta que no hayamos vivido el festival (y sufrido sus solapes).

El camino marcado por The New Normal

El año pasado claramente vimos como el festival mostraba una línea rupturista apostando por la paridad de género y dando la bienvenida a la música latina. Sin lugar a dudas las novedades no pudieron ser más positivas, abriendo el festival a nuevos públicos con los que romper la línea del seguidor más puritano y tener la sensación de cómo las cabezas de cartel habían despuntado sobremanera. Un cambio de identidad que no se ha completado en esta edición, pero en el que sí se ha dado un paso más para comprobar como The New Normal no fue un espejismo. Aunque sin lugar a dudas ha perdido fuelle la presencia femenina entre las primeras filas, nos encontramos con una sólida representación de presente y futuro con Kim Gordon, Brittany Howard, King Princess, Kacey Musgraves, Lana del Rey o Bikini Kill. Mientras tanto, el empuje de los sonidos latinos se sostiene de buena forma con más o menos fijas en nuestras quinielas como Paloma Mami, Pelada, La Favi, Teto Preto, Sonido La Changa, Lila Tequila, Soto Asa, Bad Bunny o Los Hijos del Yayo. Sin embargo la sensación que nos queda es que el poderío reggaetonero del año pasado ha sido muy relegado a un segundo plano.

Adiós a la etiqueta ex-indie

El año pasado el Primavera Pack vino acompañado de una gorra con la palabra ex-indie impresa, algo que el público más acérrimo del festival se tomó a medio camino entre la broma (que es como hay que tomarlo) y el enfado. Pues bien, este año el festival tiende totalmente la mano a todo este tipo de gente, bien sea por tal redonda fecha en la que ya anticipó Gabi Ruiz que iban a representar buenamente la trayectoria del festival, o bien porque simplemente han reculado volviendo a aferrarse a las guitarras, algo que a primera vista parece que va un poco en contra de los tiempos. Lo cierto es que este cartel está sustentado en bandas que representan mejor que nunca ese concepto extinto de lo indie y alternativo como pueden ser The Strokes, Pavement, The National, Bauhaus, King Gizzard and the Lizard Wizard o The Jesus and Mary Chain. Queda de este modo por ver si realmente la cifra redonda del aniversario marca la excepción en una dirección que el año pasado parecía totalmente irreversible.

Los grupos de la casa

A estas alturas queda bastante claro como hay nombres que el Primavera siempre tiene en la recámara y no va a renunciar a ellos. Artistas con los que ha ido forjando una gran relación año tras año y se han convertido en fijos en nuestras apuestas sea cual sea la edición y que siempre han ido contando con el respaldo de medios como lo que queda de la vieja guardia de Pitchfork. Estamos hablando de bandas como Black Lips, Dinosaur Jr, Kurt Vile, Yo La Tengo, Manel o por supuestísimo Shellac. Todas estas bandas tienen en común cómo han sabido mantener el tipo a lo largo de los años sin bajar el listón, renovando sus propuestas de una forma bastante creativa, un poco como ha hecho el festival barcelonés. Sin lugar a dudas esta familia no para de crecer, encontrando con algún que otro clásico contemporáneo como King Krule, al cual no nos lo imaginamos tocando en un festival que no sea el Primavera.

Esto solo lo encontrarás en el festival barcelonés

Seguramente aquí llega la parte en la que no hay lugar a ningún tipo de discusión, encontrándonos ante artistas del momento de lo más disfrutables y que la organización siempre tiene en el radar. La llamada letra pequeña nunca defrauda y ya es de por sí reclamo más que suficiente y justificado para no perdernos el festival cada año. Es aquí donde nos encontramos con las grandes emociones la comprobar que a bien seguro veremos por primera vez en nuestras vidas a artistas como 100 gecs, Black Country, New Road, Penelope Isles, Hannah Diamond, Pile, Martha, Goergia, Girl in Red, Jakuzi o Faye Webster. Un hecho que una vez más nos demuestra como el Primavera es el único festival capaz de ofrecernos una propuesta singular sin desentonar, compensando de este modo la imposibilidad de traer a Europa artistas de relumbrón que no tienen planificado girar. Por bandas como estas todos los años seguiremos defendiendo aquello de que no hay ningún festival nacional que pueda hacerle sombra.

Noé R. Rivas

Joven teleco que escribe sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *