Review

Ricky Music

Porches

2020

7
Por -

Aaron Maine regresa con su tercer trabajo en solitario donde continúa desarrollando sus canciones de pop sintético guiadas por las cajas de ritmo y el lirismo a flor de piel con el que arrojar algo más de luz a los momentos que caminan hacia la deriva. Con el paso de los discos hemos comprobado cómo poco a poco el músico se quitaba su coraza de timidez para saltar hacia un lado bien diferente, introduciendo en sus composiciones matices mucho más relacionados con el influjo bailable setentero. Lo cierto es que en este nuevo Ricky Music nos vamos a encontrar un poco de todo, transitando desde las baladas más autocompasivos hasta esa necesidad de perderse y provocar perderse a los que tiene a su alrededor para alejarse del ruido.  Trabajando siempre en esos terrenos donde la producción austera se entremezcla con las librerías de sonidos para conseguir algo a estas alturas bastante identificativo, parece bastante evidente como el norteamericano ha querido en cierta medida remover su propuesta.

A tenor de los tres singles de adelanto que nos había dejado hasta el momento (‘rangeover’, ‘Do U Wanna’ y ‘Patience’) podíamos intuir como el giro en su sonido se dirigía hacia un apartado bastante sobrio. Sin embargo estas canciones a la postre no suponen una síntesis del disco, sino más bien de esa cara entregada a comprobar como a pesar de que el tiempo pasa siempre aparecen esos picos emocionales asociados a todo lo bueno vivido en compañía de otras personas. Con claros síntomas de lamentarse por todo lo que pudo haber sido y no fue, Aaron parece ser consciente de que ese no es un buen camino, cambiando el rumbo para desafiarse a sí mismo y hacer que las penas se puedan diluir incluso en ambientes un tanto techno como los mostrados en ‘Madonna’.  Solo así es posible explorar todos los caminos posibles en busca de un nuevo brío con el que poder zafarse del eterno halo de romanticismo marchito que parece rodearle.

En esta tónica de canciones serpenteantes y que irrumpen con un mayor brillo Lo-Fi, llama la atención una ‘PFB’ de 33 segundos donde manda todo a la mierda pero con una sonrisa en la boca, dejándonos pensativos acerca de cómo podría haber sido el trabajo si hubiese desarrollado un poco más esa línea. Sin embargo, también hay experimentos bastante acertados en el momento en el que se acaba guiando por su subconsciente más anárquico, como es el caso de una ‘Fuck_3’ donde los polirritmos lo pueblan todo, aportando un toque un tanto exuberante pero sin dejar pasar la ocasión de hacernos ver una vez más como el colapso es inminente. Así es como la línea trazada se mueve a través de todos esos momentos de optimismo cuando parece que el fin del bache vital se va superando, pero que al mismo tiempo se alternan con los días de mierda.

Conclusión

Aaron Maine nos entrega un disco de lo más cambiante con el que demostrar una gran versatilidad alrededor del pop sintético de producción más sobria. De esta forma es capaz de reflejar todos los altibajos emocionales a los que hacemos frente en períodos de nuestra vida que no sabemos ni cómo definirlos.

7
Nota Usuarios (0 votos)

vota:

0

Álbum

Ricky Music

Artista

Porches

Año

2020

Discográfica

Domino

Noé R. Rivas

Joven teleco que escribe sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *