Review

Longwave

Bonny Doon

2018

8.2
Por -

La formación de Detroit Bonny Doon no ha perdido el tiempo a la hora de lograr un segundo LP que llega tan solo un año después de la publicación de su debut homónimo. Lo cierto es que seguramente no estaba en sus planes contar con un segundo trabajo tan pronto, sin embargo todo se precipito de una forma casi mágica, cuando en un retiro compositivo a una casa en el bosque al norte de Detroit surgieron en tan solo cinco días un más que abundante puñado de temas de lo más inspirados. A partir de ahí llegó la gran oportunidad de publicar el disco a través de Woodsist, algo que no dejaron pasar para de este modo exhibir una vez más su buen hacer entorno a unas canciones de folk hogareñas y bien apuntilladas hacia melodías de fácil calado. Lo cierto es que el carácter espontáneo y casual con el que surgieron los temas se logra plasmar a la perfección en muchos momentos del trabajo, evidenciando como el no reducir todos los tiempos prácticamente el mínimo resulta de lo más útil a la hora de poder desplegar su contenido al máximo. Así es como a través de detalles sencillos, con una melodía central sobre la que divaga de vez en cuando algún que otro arreglo de carácter acústico consiguen uno de esos discos capaz de serenar y alegrar tu día a partes iguales.

Lo cierto es que este Longwave podría suponer la continuación lógica de su debut, algo que no resulta muy descabellado ya que la propia inercia con la que compusieron los temas de su primer trabajo les llevó directamente a este segundo. Aunque sí que resulta bastante claro que en este segundo disco han dejado por el camino todo aquello que no se ajuste a un carácter recogido, uniformizando las guitarras y evitando recurrir a los impulsos más luminosos que atestiguaron en su debut. Debido a ello, este disco se ajusta mucho más a la figura de artistas como Bill Callahan, encontrándonos con una peculiar forma de interpretar los temas que se asemeja a una forma casi narrativa. Así es como canciones como ‘Where Do You Go?’ logran trascender al máximo, girando en torno a unos acordes que sugieren en todo momento un carácter de perseverancia que casi siempre resulta muy difícil de conseguir. Una forma de lograr el perfecto formato de continuidad y coherencia a lo largo de toda la duración del disco, encontrando en la ausencia de sobresaltos y giros inesperados el mejor aliado para que la escucha suponga una auténtica delicia.

A lo largo de canciones como ‘Take Me Away’, nos encontraremos con un pulso preciso para abrir la puerta a la evasión, siendo conscientes del desánimo imperante. Esta es la sensación que nos va a acompañar en muchos momentos del trabajo, ciñéndose a un formato de canción folk apagada propia de los 60 y 70 que bandas como Pearls Before Swine sacaron su máximo provecho. Así es como buenamente le dan vueltas a esas preguntas lanzadas frente al paso del tiempo, instaurándose en un estado de ánimo que a pesar de ser cabizbajo no esconde ningún tipo de resquicio de desesperación. Incluso los temas donde parece que la voz de Bobby Colombo parece que se va a desquebrajar, como ocurre en ‘Part of Me’, el grupo es capaz de ralentizar la melodía sin caer en la sensación de vacío sonoro. Un ejercicio similar a lo que provoca la consciencia del paso del tiempo y el aceptarlo, ejemplificado a través del carácter contemplativo que poseen estos cortes. Por todo ello estamos ante un trabajo que cada vez que nos vamos acercando hacia su final, se va sumergiendo en su propia espiral de melodías tenues que van perdiendo poco a poco su aliento.

Conclusión

Bonny Donn logran un delicado segundo trabajo donde moldean el carácter folk de sus canciones hasta convertirlo en algo de lo más hogareño y cercano, donde la consciencia del paso del tiempo resulta clave. Desarrollando estructuras que tienden hacia una expresión vocal de lo más narrativa que nos recuerda a figuras como la de Bill Callahan, la formación de Detroit nos entrega uno de esos discos para ser disfrutados con serenidad.

8.2
Nota Usuarios (0 votos)

vota:

0

Álbum

Longwave

Artista

Bonny Doon

Año

2018

Discográfica

Woodsist

Joven teleco que escribe sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *