Review

Heavy Lifter

2019

8.6
Por -

El dúo de Austin sigue facturando trabajos impecables casi siempre en torno a un núcleo acústico del que sacan el mejor partido posible. Su combinación entre pop de dormitorio, algún que otro momento de estética slowcore y el inconfundible poso de emo reconfortante y apagado hacen que los pilares de sus composiciones siempre resulten de lo más sólidos. En esta ocasión pocas cosas han cambiado respecto a su anterior Cranberry, quizás el hecho de haber logrado unas canciones aún más desnudas donde la brumosidad de fondo se ha desvanecido completamente para que prime más que nunca la clarividencia de sus melodías.

o que está claro es que la fórmula empleada para hacer brotar unos temas que en muchos casos ahondan en la soledad más contemplativa sigue resultando infalible, en buena parte gracias a ese pulso preciso para mezclar escenas visuales de lo más sugestivas junto con un amasijo de sentimientos rotos. A esto tenemos que unirle algún que otro momento de mayor empuje heredado del poso noise noventero más abatido como bien muestran en la certera ‘Ruin (my ride)’, sabiendo también como escapar de sí mismos para transmitir aliento hacia la otra parte.

A lo largo del disco quizás llama la atención más que nunca el abanico de recursos que nos presentan, siendo capaces de recoger en forma de beats sonidos orgánicos con los que intentar reflejar mayor dinamismo. Este puede ser el caso de una ‘Mr. Lee’ casi ejecutada con una base propio de los teclados Casio más clásicos, aportando un cierto encanto sobre el que desarrollar bastante cinematográficamente la historia del personaje. En esta faceta de atreverse a abandonar su sonido más habitual, también destacan ‘Tellmel’masinger’ o ‘Tools’ atreviéndose a incorporar efectos en el apartado vocal para conseguir que la extrañeza se acabe transformando una vez más en un sentimiento cercano y agradable.

A pesar de ello, donde vuelven a resultar infalibles son en aquellos momentos en los que parecen replegarse sobre sí mismos, ser conscientes de las sombras que cubren los días y saberlo canalizar buscando una gran paz interior. En este apartado es donde destacan canciones como ‘So Bride’, ‘Lifted’ o ‘Sudbury’, donde hacer frente a los cambios más dolorosos, el dejarse caer sin ver las consecuencias o ponerse a recapitular los sueños juveniles rotos resultan temáticas profundamente emocionales. Con todas estas composiciones queda una vez más de manifiesto como su arte de recoger lo más duro y encontrar las palabras más lúcidas para reflejarlo de una forma totalmente arrebatadora.

Conclusión

Sin necesidad de ofrecernos grandes cambios en su sonido, Hovvdy logran una nueva entrega donde transforman los episodios más solitarios en unas canciones cálidas y marcadas por las palabras precisas con las que sentirse totalmente arropado.

8.6
Nota Usuarios (0 votos)

vota:

0

Álbum

Heavy Lifter

Artista

Año

2019

Discográfica

Double Double Whammy

Noé R. Rivas

Joven teleco que escribe sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *