Review

Our House On The Hill

The Babies

2012

9
Por -

Llegamos a la segunda y de momento última entrega (hasta que saquen nuevo disco) de The Babies. En esta ocasión os vamos hablar del segundo trabajo de la banda que lleva por título Our House on the Hill y que fue editado el año pasado. Os anunciamos que en este nuevo trabajo va a haber sorpresas positivas de un grupo que ha causado excelentes impresiones tras su paso por el Primavera Sound de Barcelona.

Editado bajo el sello Woodsist (como podeis intuir pertenece a los Woods), Our House on the Hill es la confirmación definitiva de The Babies como banda de cierta referencia en el rock americano. En este trabajo la principal novedad es la apuesta por las melodías limpias, más alejadas de los sonidos Lo-Fi de su anterior trabajo y una nueva dirección hacia las melodías directas y atronadoras. Claro ejemplo de estas novedades es ‘Alligator’, el tema inicial. En él apreciamos ese ritmo trepidante propio de The Babies mientras que la canción desemboca en ese I been on the way too long interpretado a dúo por Cassie y Kevin. Lo que nos encontraremos a partir de aquí continuará con ese dinamismo y letras aceleradas, muy aptas para quemar zapatilla.

En el segundo tema del álbum, ‘Slow Walkin’, Cassie toma las riendas de la melodía. Sin embargo modula su voz de una forma diferente a como lo hace con las Vivian Girls o en el primer trabajo de The Babies. Esto es un fiel reflejo de lo que intentan The Babies en esta segunda entrega: atacar las melodías perfectas del rock y para ello entienden que tienen que cuidar un poco más su sonido. Seguramente, algún que otro talibán el género garage los haya criticado, pero lo cierto es que The Babies se muestran cómodos sonando limpios y a la vez atronadores. En siguiente corte, ‘Mess me Around’, de a penas dos minutos de duración, quizás sea la canción con más clara vocación de single debido a  ese cambio de ritmo inicial y las maravillosas guitarras del final del tema que nos demuestran la maestría de The Babies. El siguiente corte, ‘Get Lost’, se presenta como algo más rutilante, en parte gracias al riff incesante de la guitarra que define el transcurso de la melodía. También tenemos que destacar ese medio grito en falsete de Kevin que de vez en cuando aparece en su otra banda Woods.

Otro aspecto que también tenemos que comentar es el toque de oscuridad que tiene este álbum. En el anterior, a pesar de haber mucho ruido, no existía esa dosis de guitarras afiladas y acordes menores que se muestra en Our House on the Hill. Esto ocurre claramente en la canción ‘Baby’. Aunque la letra no acompañe al ambiente de la música, esa sensación de acecho está presente en el tema. The Babies no es que se caractericen por unas letras profundas, pero da lo mismo. Seguramente las mejores bandas de la historia no tienen letras muy significativas. Dejando a un lado el tema, regresamos con las canciones y las melodías. A lo largo del disco, aparecen canciones que cambian su dirección en a penas segundos. Este es el caso de ‘On my Team’, que tras un inicio sosegado se entrega a la fuerza de la percusión y las guitarras.

Algo muy distinto ocurre con ‘Moonlight Mile’, la canción favorita del que aquí escribe. En este tema nos encontramos la misma rabia que la del tema Wild 2 del que hablábamos en la anterior entrega. Aquí sí que la letra cobra enorme importancia (And where the sky is closed, the dreams are broken/And what trail you carried on, Is it lost into the dark?) mostrándonos a un Kevin visceral que interpreta el tema a pleno pulmón. También llama la atención esos teclados tan propios del brit-pop, pero que en el contexto de esta canción nunca los asociaríamos a este estilo de música.

A partir de este tema hasta el final del disco, The Babies se entregan a las raíces del folk-rock americano, mostrándonos todas sus influencias. Este es el caso de la bonita ‘See the Country’ o el tema final ‘Wandering’, donde el sonido de las cuerdas y los coros nos hace sentirnos en la oscuridad de un bosque. Un toque sutil que aporta matices aún más cuidados a la música de los neoyorkinos.

Plantilla Notas

Conclusión

Llegamos al fin de nuestro breve especial dedicado a esta gran banda, para muchos seguramente desconocida, en parte debido a que sus miembros se muestran mucho más activos con sus grandes proyectos como Vivian Girls y Woods. Sin embargo, en Mindies nos parecen una formación referencia para entender toda la buena música rock de raíz americana que está surgiendo estos años. Esperemos que continúen sacando discos para poder ampliar nuestro reportaje y por supuesto, para poder seguir disfrutando con su música.

9

Álbum

Our House On The Hill

Artista

The Babies

Año

2012

Noé R. Rivas

Estudiando teleco y escribiendo sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *