Especial

Los nombres más esperados del Primavera Sound 2016

Por -

Todas las estrellas

Más grande y mejor. El festival barcelonés se atiborra de vitaminas y nos ofrece para la edición de este año el que quizás sea su mejor cartel hasta la fecha (lo cual es todo un logro teniendo en cuenta el nivel de las pasadas ediciones). Definitivamente, todo un #allstars en el que la organización  ha tirado la casa por la ventana  y el público ha respondido como cabía esperar: entradas y abonos agotados, sold out hasta la trancas.

 No es de extrañar, y es que además de un cartel para la posteridad, un  mes antes de empezar los festejos se sacaban de la manga un escenario adicional (bueno, yo diría casi otro festival en sí mismo): el Beach Club, con 18 horas diarias de música electrónica y cómo no, el ya habitual Hidden Stage, que este año cuenta con el regreso de Lush a los escenarios.

Por si esto no fuera suficiente, desde finales de Abril se llevan celebrando conciertos semanales bajo el ciclo de Primavera als Bars, centrado en dar a conocer nuevos artistas locales y que, una vez concluido enlazará con la programación de Primavera als Clubs, ofreciéndonos actuaciones complementarias a los días fuertes del festival (lunes, martes, miércoles y domingo de resaca).

Los conciertos del parque de la Ciutadella cambiarán de ubicación –y de nombre- y se transformarán en Primavera al Raval, dando cobijo a toda la programación –la mayoría gratis- que se despachará entre el eje vertebrado por CCCB, Plaza del MACBA y los habituales Apolo, La 2, y la Sala Barts. Casi nada.

Gigantes y Cabezudos. El Primavera Sound en Diez nombres

Teniendo presente la complejidad que supone elegir diez propuestas de las más de 150 que componen el cartel, nos hemos decantado por aquellas que, aparte de aportar un plus de calidad, suponen una ocasión única para verlos por aquí.

Evidentemente se quedan muchos nombres fuera pero a nuestro parecer estas diez propuestas son las que mejor definen la decimosexta edición del festival barcelonés.

Brian Wilson (Sábado, Heineken, 20:00h.)

“Pet Sounds” es, con permiso de “Revolver”, el disco que cambió el pop, el disco perenne en las listas de todo melómano, aquel que cambió el rumbo de la música popular  y encumbró a Brian Wilson como uno de los mayores compositores del siglo XX.

Confinado en el estudio y alejado de las tablas de surf, Wilson hizo del estudio un campo de pruebas (no escondía su admiración por Phil Spector) donde psicodelia, orquesta y ruidos de animales se abrazaban en una obra madura, ambiciosa, dejando  impresa una auténtica hoja de ruta para músicos de futuras generaciones.

El cantante californiano, de moda actualmente por la película autobiográfica “Love and Mercy”, ha vivido en los último años una segunda juventud con la publicación de su disco maldito, “Smile”, y con la reunificación temporal en 2012 de los Beach  Boys . En Febrero de este año  anunciaba más de 70 conciertos por todo el mundo para festejar el medio siglo de su obra magna y que suponía el reencuentro  con el público catalán tras más de una década alejado de sus escenarios.

Para esta visita tan especial estará  acompañado por dos antiguos integrantes  de los Beach Boys: Al Jardine Y Blondine Chaplin que le ayudarán a llevar al  escenario clásicos de la talla de “God only knows”, “Wouldn´t  it be nice” o “Caroline, No” a los que con toda seguridad se les unirán otros de diferentes trabajos.

LCD-Soundsystem

LCD Soundsystem (Jueves, Heineken, 1:10 h.)

El comeback que nunca lo fue o  la despedida inventada por  James Murphy para desatar los nervios por volver a verlos, ¿estrategia de márketing o cese voluntario?

Su reunión en Coachella y la publicación de un villancico” Christmas will break your heart” puso fin al acta de defunción y reactivó a la banda tras más de cinco años sin publicar material nuevo, que presuntamente estrenarán en  esta gira.

En cualquier caso, el regreso del Soundsystem  de  Murphy y Pat Mahoney es uno de los platos fuertes del festival y una de las citas ineludibles de jueves por la noche (o del martes, si eres uno de los afortunados que consigue entrada)para disfrutar de su rock cencerril y su enérgico directo (aún hay gente haciendo pogo en su actuación del Summercase). Ya estamos impacientes por contornearnos al ritmo de: “yeah-yeah-yeah”.

Drive Like Jehu (Sábado, Primavera, 21:35 h.)

Tan sólo dos discos les valieron para alcanzar la gloria, de ser una de las bandas claves del post-hardcore y de hablarle de tú a tú a Fugazi. La carrera de los de San Diego fue breve pero intensa y precisamente cuando editaron su obra maestra, “Yank Crime”, decidieron disolverse y crear una leyenda.

Una vez consumada la diáspora: Rocket from the Crypt, Obits y Hot snakes, y tras veinte años de silencio, Rick Froberg, John Reis y Mark Trombino se reúnen para defender su autoría del prefijo emo o de cómo conjugar intensidad con emoción. Encuentro ineludible para la congregación más fiera del Primavera y con seguridad uno de los directos que coronarán el podio de esta edición.

Radiohead (Viernes, Heineken, 22:15h.)

Tras años de rumores, el festival barcelonés salda una deuda con su público al traer a la banda de Oxford y tachar así uno de los grandes nombres pendientes de actuar en el Primavera Sound.

Lo tendrán doblemente fácil: por un lado, no será muy difícil superar el agridulce recuerdo de su actuación en el lejano Daydream hace ya ocho años y, por otro, por presentar uno de sus mejores trabajos en años, el delicado  “A moon shaped pool”.

 Atendiendo al horario facilitado por la organización, será el show más extenso, rozando las dos horas de duración, por lo que se intuye que repasarán buena parte de su repertorio: un viaje desde el pop rock de sus primeros trabajos a todas las yerbas de vanguardia de sus últimas entregas. Acólitos y neófitos de última hora vayan reservando espacio, se prevé lleno hasta la bandera.

The Avalanches (Viernes, Ray-Ban, 2:50h.)

Hace poco más de un mes se anunciaba la inclusión de la banda australiana dentro del line-up del festival, protagonizando otro de los comebacks más esperados por el público. La noticia sorprendió a propios y extraños al ser (muy) escasas las noticias que apuntaban a una vuelta a los escenarios tras su últimas apariciones, allá por 2007.

Recientemente, la banda daba pistas sobre un nuevo trabajo a través de un tráiler de dos minutos  llamado “Since they left us” con intervenciones de artistas de la talla de Jennifer Herrema , Ariel Pink o Danny Brown, que incluye, entre otras,  imágenes de la Sagrada Familia.

Aparte de este críptico adelanto, en su página web se puede ver desde hace unos días una misteriosa mariposa dorada bordada sobre un fondo negro, que no hace más que añadir curiosidad por ver qué son capaces de hacer los de Melbourne tras parir uno de los discos esenciales de la pasada década, el reverenciado “Since I left you”, una marmita de sonidos imposibles que sacudirá las tablas del escenario Heineken.

Cabaret Voltaire (Viernes, Auditori Rockdelux, 19:15h.)

De Zúrich a Barcelona. Richard H.Kirk pisa de nuevo nuestro terruño para presentar nuevas composiciones de unos de los proyectos de rock experimental  más interesantes y referenciales de las últimas cuatro décadas.

Pionero, junto a Throbbing Gristle, de un discurso donde se dan la mano el dub, el noise, y otros sonidos de difícil ubicación, la banda de Sheffield lleva sin publicar material nuevo desde hace veinte años, aunque ya avanzaba el propio Kirk que, más que un ejercicio de nostalgia, su próximos show servirían para descubrir nuevas canciones.

Tras el buen sabor de boca dejado en el LEV de Gijón hace unos meses, su actuación en el Auditori se nos antoja como una cita obligatoria con la vanguardia que, a buen seguro, se traducirá en uno de los picos de la programación del viernes.

Julia Holter_Tonje Thilesen_02

Julia Holter (Sábado, Ray-Ban, 00:50 h.)

Tras el excelente “Have you in my wilderness”, la carrera de la angelina  parece no tener techo desde el seminal “Tragedy”, en 2011. Desde entonces, su pop etéreo y misterioso, deudor de Kate Bush o Laurie Anderson, ha seducido a público y a  crítica, partiendo de los  cantos arties de sus primeros trabajos hasta el pop sofisticado y elegante de su último largo.

Su vuelta al festival, tras su actuación de hace un par de años, tiene el morbo de ser programada tras la actuación de PJ Harvey, por lo que se huele un auténtico duelo de divas y será una auténtica delicia el poder paladear maravillas de la talla de “Maxim´s I” o “Silhouette” tras el pase de la de Dorset.

AIR (jueves, H&M, 21:00h.)

A finales de los 90 , con el french touch agonizando y Daft Punk comiéndose el mundo, unos mozalbetes de Versalles  se sacaban de la manga un debut más cerca  de  Michel Legrand que de  Larry Levan; el retoño en cuestión se llamaba “Moon Safari” y, aunque fue precedido por  el ep “Premier Symptomes”, no fue hasta los pegadizos singles “Sexy boy” (simio mediante) y “All I need” cuando realmente llamaron la atención.

Coincidiendo con el veinte aniversario del grupo, el dúo francés vuelve a los escenarios para presentar el inminente recopilatorio “Twentyears”, donde no sólo compila parte de sus éxitos sino que también nos deleita con rarezas y remezclas. Si en los últimos tiempos han pecado de discos poco consistentes, el formato de un “grandes éxitos” nos parece una opción perfecta para disfrutar de su pop retrofuturista.

SAVAGES (Viernes, Heineken, 20:00h.)

El grupo británico en su mejor momento, con un segundo trabajo bajo el brazo que las coloca en segunda línea del cartel, tras foguearse en el festival en la edición de 2013 en la que ya se dio buena cuenta de ellas.

“Adore life” deja claro  desde su portada –ese puño en alto- que lo suyo es el post- punk de muchos grados, diez navajazos certeros que no  hacen rehenes, sin postureos ni costuras al aire, lo suyo es una propuesta honesta y llena de verdad.

En  apenas cuatro años y con sólo dos largos, el cuarteto de Londres ha pulido los aciertos de “Silence Yourself” y, al igual que Tame impala con su segundo largo –defendido en directo hace unos años también en el mismo festival- parece encajar todo para que nos ofrezcan uno de los shows del que todo el mundo hable cuando termine esta edición. Los que disfrutaron el año pasado con Sleater Kinney no pueden perdérselas.

pjharvey

PJ Harvey (Sábado, Heineken, 22:35h.)

La crítica sombría y pesimista de “Let england shake” enseña el pasaporte para viajar a Kosovo, Washington y Afganistán  y armar un crudo retrato del los (muchos) males que azotan al mundo: la limpieza étnica, el fanatismo religioso, la pobreza infantil y los coches bombas; todo ello inmortalizado por el ojo de su acompañante, el fotógrafo irlandés Seamus Murphy.

Este periplo dio lugar a “The hope six demolition Project”, el décimo trabajo de la dama de Dorset, publicado recientemente y que ya cuenta con la reverencia de la crítica; lo presentará este jueves en el Primavera Sound, tras cinco años sin  pisar el festival.

…No se vayan todavía, aún hay más

Beach Club. Bailando con cocktails en la boca

Como anexo a nuestras recomendaciones, apostillamos algunos nombres que no conviene perderse dentro de la programación del escenario Beach Club.

Finiquitada la carpa de los últimos años que acogía la famosa “olla a presión”, donde en más de una ocasión, debido a la gran afluencia de público y también – por qué no decirlo- a un aforo de limitadas dimensiones, resultaba complicado disfrutar (cómodamente) de las sesiones allí programadas. El cambio de ubicación a un espacio más diáfano – tras la placa fotovoltaica- ha motivado la creación de un mini festival con carácter propio, un hermano pequeño del gigante barcelonés que tiene todos los visos de crecer y expandirse en la ediciones venideras. Todo ello bajo la tutela de Bowers and Wilkins -al que se le une el patrocinio de Bacardi- para ofrecer 42 actuaciones al lado de la playa desde las doce de la mañana y con servicio de cambiadores incluido. No te olvides del bañador que la toalla ya la ponen ellos.

Jueves

Floating Points (13:00h.) es , sin duda, uno de los nombres del momento tras recibir los laureles por el maravilloso “Aelenia”, culminación de varios eps publicados al amparo de su sello Eglo, donde la electrónica se viste de chaqué, uno de los sellos que cualquier dj con gusto debería llevar en su maleta.

Todd Terje (16:00 h.), el niño de oro del disco escandinavo, pocos nombres se nos ocurren mejores para amenizar la tarde antes de enganchar con la sesión vespertina del festival. Fogueado entre singles y remezclas, el noruego dio el salto al formato largo hace un par de años con “It´s álbum time”, donde recogía algunos de sus temas más queridos, como “Inspector Norse” o “Delorean dynamite” que, a buen seguro, lucirán juntos a otras perlas como “Strandbar” o “Ragysh”. Humor, mostacho, y mucho arte para la sobremesa del jueves.

Oscar Powell (02:30 h.) será el encargado de quemar zapatillas el jueves por la noche con su mezcla de techno, drum & bass y no wave; elementos que han sido protagonistas de un buen reguero de eps, publicados en sellos de la enjudia de XL o en el suyo propio, el siempre interesante Diagonal.

Todd-Terje

Viernes

El otro amo de la verbena, es decir, Dj Koze (20:00 h.), repartirá ritmos calientes y house de alto copete desde la cabina del Beach club a altas horas de la tarde. El alemán, que hizo la mili en el sello Kompakt, lleva más de medio lustro defendiendo el espíritu hedonista y fiestero del mejor house en sesiones, remezclas y largos que han conquistado los clubs de medio mundo.

Sophie (22:30 h.), o lo que es lo mismo, el productor británico Samuel Long, empezó a llamar la atención hace unos años con los singles “Bipp”(uno de los mejores temas para Pitchfork de ese año) y  “Lemonade”. Rácanos en duración pero de largo poso, los adelantos de su irregular “Product” despertaron la chequera de la ambición rubia y de sellos como Pc Music o el escocés Numbers. Todo un must see para la noche del viernes.

Sábado

Aunque figure Matthew Dear (13:00 h.) en el carné, al texano le   gusta firmar con varios alias según le pida el cuerpo: Audion, False, Jabberjaw, del pop electrónico del primero al techno canalla de False; todos, eso sí, con su filigrana característica. Bajo el sello alemán K7! dará continuidad en breve a  su proyecto Audion, en silencio desde hace más de una década, por lo que suponemos que se pondrá el mono de faena y aparcará su lado más pop para volver al redil techno. No sabemos qué alias elegirá para la tarde del sábado pero seguro que no defraudará.

Leon Vynehall (14:30 h.), otro de los grandes nombres de la escena electrónica inglesa que, con sólo dos discos “Music for the invited” y el reciente “Rojus” ha copado el podio de lo más distinguido de la escena de clubs.

Su nombre comparte siete pulgadas en sellos como Aus, 3024 y Manmakemusic, o lo que es lo mismo: house de calidad y con pedigrí que entronca con lo más granado de la escuela de Chicago (y no hablamos de la de arquitectura, precisamente). Cuidado con perder las chanclas cuando suene “It´s just” o “Blush”.

Poliédrico e inagotable, Trevor Jackson (16:00 h.) lleva más de veinte años relacionado con el mundo de la música y el arte; ya sea como jefe del sello Output- a veces comparado con el mítico sello Factory- o bien rescatando antiguas joyas  de los ochenta en los enciclopédicos “Metal Dance”: pura arqueología sonora. Señores que vayan a verlo, traigan el cuaderno y tomen nota.

IMG_4795

Ruben
Ruben

Oriundo de La Línea pero barcelonés de adopción, melómano de pro, se debate entre su amor por la electrónica y el pop, asiduo a cualquier sarao música y a dejarse las yemas de los dedos en cubetas de segunda mano. Odia la palabra hipster y la gente que no calla en los conciertos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *