Entrevistamos a

Free Cake for Every Creature

"Me gusta mucho cuando las letras de un grupo me llegan como si me estuviese hablando un amigo. Es algo que intento incorporar siempre en mi música."

Por -

Katie Bennett lleva desde el 2012 regalándonos pequeñas obras de pop sencillas pero que siempre llenan emocionalmente. Con el lanzamiento de su nuevo LP The Bluest Star a través de Double Double Whammy parece que por fin ha llegado el momento de revindicar como aquello que comienza siendo puramente DIY puede convertirse en algo mucho más mediático, capaz de alegrar los pequeños detalles de la vida cotidiana a un número mayor de personas. Y es que precisamente esta era la actitud encerrada Talking Quietly of Anything With You, un disco que describía todo tipo de situaciones cotidianas a través de los ojos de una post adolescente que se enfrenta a todos aquellos problemas que ofrece el mundo real más tedioso. Desde describir caminos diarios con todas aquellas sensaciones que te encuentras plagadas de agradables sensaciones, hasta  el casi ritual previo que supone ir a un concierto o cualquier espectáculo que se precie con los amigos en la ciudad. En definitiva, un trabajo realmente brillante en base a saber cómo cantarle a todas esas cosas que copan las conversaciones más amenas, donde se tratan temas de nuestras vidas que pasan desapercibidos y que merecen ser revindicados. Aprovechando que el grupo se embarcará en su primera gira europea con parada en la próxima edición del Minifestival barcelonés, entrevistamos a Katie.

Free Cake For Every Creature comenzó como tu proyecto en solitario, pero pronto comenzaron a involucrarse tus amigos en el grupo. Hoy en día, ¿sigues considerando este proyecto como personal o más bien tomáis las decisiones todos en conjunto?

La banda fundamentalmente es mi proyecto en solitario, contando con un grupo de amigos que va cambiando según los discos y los directos. Escribo, grabo y hago los arreglos de la mayoría de las canciones yo sola, pero en este reciente The Bluest Star, las colaboraciones fueron totalmente cruciales, especialmente con Heynoon Won, Francis Lyons y Pete Gill.

 

Al mismo tiempo, ¿pasar tanto tiempo juntos tanto en los ensayos como en la carretera puede poner a veces a prueba vuestra amistad?

Totalmente. Durante los dos últimos años y en especial en la última gira del grupo, hemos sido los mismos siempre. Francis en la batería y voz, Heynoon al bajo y voz, Pete como guitarra principal y pedal steel y yo como guitarra rítmica y voz. Tengo una gran suerte de que mis amigos y compañeros de banda sean bastante tranquilos, amables y empáticos. Casi siempre me estoy peleando conmigo misma cuando estamos viajando, por lo que estoy muy agradecida de que me dejen mi espacio y me perdonen mi mal humor.

Me gusta mucho como expresas la naturaleza del día a día en tus canciones, incluyendo pequeños detalles que casi pasan desapercibido. ¿Crees que eres muy observadora con todo lo que pasa a tu alrededor?

Sí. Me gusta bastante siempre ir tranquila por los sitios y observarlo todo con detenimiento. También te podría decir que muchas veces me gusta más escuchar que hablar. No es algo que lo haga de forma intencionada, sino que más bien es mi naturaleza desde que era una niña.

"Me gusta bastante siempre ir tranquila por los sitios y observarlo todo con detenimiento. También te podría decir que muchas veces me gusta más escuchar que hablar. No es algo que lo haga de forma intencionada, sino que más bien es mi naturaleza desde que era una niña."

Otra cosa que me gusta mucho en tu música es la simplicidad en tus melodías y arreglos, aportando siempre la sensación de completitud. ¿Siempre tratas de simplificar las canciones para que sean más ligeras y directas?

Realmente no trato de forma intencionada ser simplista con los temas, sino que más bien intento transmitir lo que veo o lo que siento quitando todo tipo de adornos innecesarios. Me gusta mucho cuando las letras de un grupo me llegan como si me estuviese hablando un amigo. Es algo que intento incorporar siempre en mi música.

Relacionado con esto. A la hora de componer una canción, ¿te dejas llevar por tus primeras ideas o prefieres darle muchas vueltas a las canciones?

Cambia bastante dependiendo de la canción. La verdad es que no suelo cambiarlas mucho. Siempre creo que el primer pensamiento siempre es el mejor pensamiento, viendo mis canciones como documentos. Últimamente trato de desafiarme a mí misma para crear mis canciones más como si se tratase de una obra de arte, de modo que disfruto de cada segundo que trato de adecuar cada palabra a lo que quiero.

 

Es muy frecuente que se te compare con bandas como Beat Happening o The Bats. ¿Hay algún artista o banda que haya sido realmente especial para ti cuando comenzaste a componer canciones?

Me encantan ambas bandas. Muchas bandas han tenido un fuerte impacto en mí de formas muy diversas. Creo que ahora mismo te podría decir unos cuantos como Tiger Trap, Gillian Welch, Veronica Falls, The Replacements, Frankie Cosmos y The Magnetic Fields.

Al mismo tiempo, ¿tratas de evitar la inspiración que te proporcionan los artistas a los que admiras para conseguir algo 100% personal?

Efectivamente. Muchas veces me ocurre que intento apartarme de todas esas bandas que me gustan porque no quiero caer en una especie de imitación de lo que hacen.

"Muchas veces me ocurre que intento apartarme de todas esas bandas que me gustan porque no quiero caer en una especie de imitación de lo que hacen."

A lo largo de tus trabajos, creo que las preocupaciones que expresabas en tus temas han ido cambiando. Desde dentro, ¿crees que con cada trabajo te has ido acercando hacia una lírica más reflexiva?

Siento que mis preocupaciones se han mantenido bastante similares a lo largo del tiempo, pero las cosas sobre las que voy eligiendo cantar sí que han cambiado. Solía escribir mucho sobre amor, pero desde hace un tiempo me siento más cómoda cantando más sobre mi familia, mis amistades y mi relación cambiante acerca de cómo percibo mi cuerpo.

Ya que hemos entrado en el tema del amor, las canciones que escribes sobre ello resultan bastante desalentadoras la mayoría de las veces. ¿Crees que el sentimiento amoroso aparece en tus temas influenciado por un lado agridulce?

Más o menos es algo que también va cambiando. En muchas de mis primeras canciones, me sentía mucho más insegura de lo que me siento ahora, teniendo bastantes dudas acerca de mi aproximación al amor. Con el paso del tiempo me he ido dando cuenta de lo cambiante que es el amor y que no siempre es perfecto, pero ahora mismo siento que tiene una parte más dulce que amarga.

 

Entrando de lleno en The Bluest Star. En los créditos aparece que ha colaborado mucha gente. ¿Estas colaboraciones surgieron a medida que ibas grabando el disco lo tenías bastante planeado todo de antemano?

Más bien tenía claro la gente con la que quería colaborar, porque como los conocía bastante bien sabía todo lo especial que podrían aportar a mis composiciones.

‘Hometown Here’ es una de esas canciones en las que describes muy bien a un personaje. ¿Tratas de fijarte en personas cercanas a ti a la hora de componer los temas o prefieres imaginarte a los personajes?

Todo lo que escribo no es totalmente autobiográfico. Lo que suelo hacer es mezclar los recuerdos que me vienen a la cabeza con escenas o personas imaginadas. Sin embargo los sentimientos que alcanzo con estas uniones sí que para mí resultan totalmente ciertos y experimentados como propios.

"Solía escribir mucho sobre amor, pero desde hace un tiempo me siento más cómoda cantando más sobre mi familia, mis amistades y mi relación cambiante acerca de cómo percibo mi cuerpo."

Para ir terminando. Sin no me equivoco, este será tu primer tour europeo. ¿Ha sido difícil cerrar todo lo relativo a esta gira?

Realmente sí, pero tenemos que estar muy agradecidos a nuestro agente Joren por ayudarnos en todo inmensamente. Siempre es de lo más excitante tanto viajar como tocar en sitios por primera vez.

En todas nuestras entrevistas nos gusta que nos dejéis una pregunta para la siguiente banda a entrevistar. ¿Cuál es la tuya?

¿Cuál fue el primer directo que disteis y que tal fue?

Del mismo modo tenemos una pregunta para ti a cargo de Gonçalo de Cave Story. Dice así: ¿cuál fue el peor directo que habéis ofrecido? ¿Qué pasó?

Hemos tenido unos cuanto directos bastante horribles (risas). Uno que me viene ahora a la cabeza ocurrió al mismo tiempo que un concierto de metal. Nuestro escenario estaba en una pequeña sala negra y el otro estaba localizado al final del local. Tuvimos que pasar por mitad del otro concierto cargados con nuestros instrumentos y muchos asistentes querían ayudarme a llevar lo que llevaba creyendo que no podría porque era una chica. Podíamos escuchar la música tan agresiva durante todo nuestro directo. Además no pudimos tocar hasta después de la una de la mañana y al final solo nos pagaron $20 aunque acabamos concentrando a bastante gente en nuestro directo.

Noé R. Rivas

Estudiando teleco y escribiendo sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *