Entrevistamos a

Flowers

"Siempre hemos sido mucho más ruidosos en directo que en disco. Incluso más ruidosos que en este nuevo disco. Simplemente este trabajo ha contribuido que mostrásemos esta faceta nuestra aún más. "

Por -

Flowers son una de esas bandas que mejor han sabido crear canciones de noise pop a lo largo de estos años. Me atrevo a decir que junto con los primeros The Pains of Being Pure At Heart, han trascendido en ese tipo de melodías esperanzadoras que se contraponen a unas letras de los problemas que se arrastran desde la post-adolescencia y llegan mucho más allá. Tras publicar en 2014 Do What You Want to, It’s What You Should Do, un disco que entraba a la primera escucha, en este 2016 han publicado su segunda referencia. Everybody’s Dying to Meet You se muestra mucho más ruidoso que su predecesor, manteniendo la sencillez en las melodías y tocándonos la fibra sensible en más de un momento. Aprovechando que los londinenses regresarán a nuestro país en breves, hablamos con Rachel, vocalista del grupo que nos hace un buen repaso a estos últimos años.

Hola Rachel, ¿qué tal estás?

Muy bien, muchas gracias. Estoy con Sam construyendo un estudio de grabación ahora mismo, por lo que estamos muy ocupados y al mismo tiempo entusiasmados. Además, Jordan está viviendo ahora mismo en Barcelona, por lo que está aprendiendo español. Quizás cuando te conozcamos en persona hable un español bastante fluido. Quién sabe.

¡Genial! Comencemos. Everyone’s Dying to Meet You contiene un sonido más ruidoso y alto que en vuestro primer LP. ¿Crees que este hecho es una de las novedades más importantes en el trabajo?

Definitivamente queríamos que este trabajo fuese más ruidoso y por lo general menos Lo-Fi que el primero… Esto no es porque hayamos cambiado como banda, en realidad sentimos que este disco representa el sonido de Flowers mejor que el primero. Nuestro primer trabajo acabó sonando muy refinado y mucho más limpio de lo que nos hubiese gustado. Por ello, en esta ocasión queríamos estar seguros de que hubiese partes más reposadas pero al mismo tiempo mucha distorsión. Al final es un contraste bonito, justo como queremos sonar en directo.

 

Siempre se dice que el segundo trabajo es el más difícil para un grupo. En vuestro caso, parece que ha sido todo un acierto. ¿Sentisteis algún tipo de presión a la hora de empezar a componerlo?

Sentimos muchísima presión cuando grabamos nuestro primer trabajo… No nos sentíamos preparados, además de que no habíamos compuesto ninguno de nosotros un disco antes ni grabado propiamente en un estudio. Por ello todo era muy abrumador y no estábamos muy contentos con el resultado final… No fue fácil de llevar a cabo. Sin embargo, en esta ocasión todo fue mucho más fácil y definitivamente mucho más divertido. Después del primer trabajo decidimos que a partir de entonces comenzaríamos a crear discos más espontáneos, sin pensarnos tanto las cosas. Por ello, esta vez todo fue mucho más sencillo y también más divertido. En este camino que hemos tomado, no te preocupas si estarás siempre marcado por aquel gran disco que hiciste una vez, porque si a lo largo de tu carrera acabas teniendo muchos trabajos, el protagonismo se reparte entre ellos, consiguiendo que el proceso para crearlos fuese mucho menos estresante.

"Definitivamente queríamos que este trabajo fuese más ruidoso y por lo general menos Lo-Fi que el primero… Esto no es porque hayamos cambiado como banda, en realidad sentimos que este disco representa el sonido de Flowers mejor que el primero. "

Creo que este trabajo es algo así como vuestra evolución lógica partiendo de vuestro debut. A la hora de componerlo, ¿teníais claro que tenía que tener un camino común al primero?

Creo que hemos progresado en cómo escribimos las canciones. En el primer trabajo teníamos canciones que nos encantaban, aunque algunas de eras nos resultaba difícil imaginarlas como encajarían en el disco, porque las habíamos escrito en casa sin una idea clara de cómo sonarían cuando las tocásemos como banda completa. Para este segundo trabajo escribimos más bien las canciones en directo, por lo que el sonido de la grabación nos resultó muy bueno, justo como las queríamos tocar todos juntos en directo.

   

Vuestra música siempre ha sido relacionada en los medios con la etiqueta C86. ¿Te sientes a gusto con esta etiqueta o piensas que está más que sobreutilizada?

Para serte sincera, es una comparación que no me gusta que nos hagan… Creo que cuando la gente dice C86, por lo general quieren referirse a la música indipop o alternativa de finales de los 80 y principios de los 90. A partir de ahí entiendo que haya bandas que tengan en común algo con nuestro sonido. Sin embargo cuando escucho ahora una cinta de C86, no encuentro ninguna similaridad en nuestra música con ninguna banda de esas. No sé, ¡quizás me haya perdido alguna cosa importante”.

"Después del primer trabajo decidimos que a partir de entonces comenzaríamos a crear discos más espontáneos, sin pensarnos tanto las cosas. Por ello, esta vez todo fue mucho más sencillo y también más divertido."

Entonces, hablando un poco más de este tipo de música, ¿para ti te pilla un poco lejana?

Pienso que nosotros hemos cogido elementos de alguna banda de ese perído… Tenemos algo del minimalismo de Young Marble Giants en nuestras canciones más tranquilas. También pienso que Sam siempre toca en ese tono agresivo, que a veces se acerca tanto a las guitarras de The Wedding Present. No sé si me entiendes. Creo que esos son los elementos que me llaman de esos sonidos. Ah, ¡y por supuesto el reverb de Cocteau Twins!

Adentrándonos más en el nuevo trabajo. He leído que ‘Bitter Pill’ la escribisteis en vuestra última gira en nuestro país abriendo para Luna. ¿Qué inspiró ese tema y qué recuerdas de esos días de gira por nuestro país?

Sí, es totalmente cierto. Creo que la escribimos en Madrid, aunque concretamente no se el motivo por el que surgió. Estábamos en una pequeña sala de ensayo y había muchas interferencias de señales de radio aleatorias que pillaban nuestros amplificadores. Nos estábamos divirtiendo con todo lo que estaba pasando y al final surgió ‘Better Pill’. En realidad es así como surgen muchas de nuestras canciones, simplemente curioseando en cualquier sala de ensayo y haciendo mucho ruido.

Recordamos con mucho cariño aquel tour, una de nuestras mejores experiencias como banda de nuestras vidas. Primero giramos con Luna, una banda de esas que siempre marcan. Además Dean Wareham siempre ha sido uno de nuestros músicos favoritos y ver a Luna cada noche nos hacía sentir aún más lo increíbles que son. Lo tocan todo siempre muy suave y enamoradizo, buscando siempre disfrutar cada noche. Por ello todos los directos que ofrecimos salíamos ya felices de por sí. Nos recibieron genial en todas las salas, no se si sería porque íbamos con Luna jaja.

"Creo que hemos progresado en cómo escribimos las canciones. En el primer trabajo teníamos canciones que nos encantaban, aunque algunas de eras nos resultaba difícil imaginarlas como encajarían en el disco, porque las habíamos escrito en casa sin una idea clara de cómo sonarían cuando las tocásemos como banda completa."

Algo que me interesa bastante es saber si el hecho de que este trabajo sea más ruidoso se nota en que vuestros directos hayan cambiado de algún modo.

No, siempre hemos sido mucho más ruidosos en directo que en disco. Incluso más ruidosos que en este nuevo disco. Simplemente este trabajo ha contribuido que mostrásemos esta faceta nuestra aún más. Siempre hemos intentado mejorar nuestros directos, hasta sentirnos más a gusto y confiados a la hora de tocar. Ahora procuramos siempre afinar bien todos nuestros instrumentos para sonar mejor y llevar las canciones por el camino en directo. Por ello creo que hemos avanzado como banda en directo, no en el sentido de cambiar de registro pero sí en el que te he comentado.

   

Esto es algo que siempre he querido preguntarte. Vosotros que hacéis grandes canciones pop… ¿cómo definirías tu canción pop perfecta?

Lo primero de todo no tiene que ser muy larga, tiene que durar entre 2.5 y 3.5 minutos aproximadamente. Por lo general si es más larga, va a resultar aburrida en algún momento, algo que no puede tener cabida en un tema tan perfecto jaja. Luego también tiene que tener una melodía bonita pero sencilla, al mismo tiempo de una progresión de acordes con la que te sientas satisfecho pero también que tenga un punto de sorpresa un poco antes de acabar.

"Cuando escucho ahora una cinta de C86, no encuentro ninguna similaridad en nuestra música con ninguna banda de esas. "

En vuestros directos venís tocando nuevos temas, incluso más nuevos que los de la publicación de Everyone’s Dying to Meet You. ¿Qué puedes contarnos de estos temas?

¡Ahora mismo tocamos unos cuantos de esos! ‘Knock You Out’ es uno de los más viejos dentro de estas nuevas composiciones. Sentíamos que de verdad teníamos que incluirla en los setlists… Contrasta con el resto de los temas porque canto más bajo y tiene un ritmo bastante diferente al resto. En el Indietracks también tocamos otra canción nueva que literalmente rematamos esa mañana, por lo que no tiene nombre todavía. En su momento la llamamos ‘New New Song’. Al principio todas nuestras canciones las llamamos ‘New Song’, hasta que tenemos demasiadas que se llaman así y tenemos que empezar a ponerles nombre.

Sois de Londres, una ciudad donde han surgido últimamente grandes bandas de pop como Allo Darlin’, Veronica Falls… ¿Crees que es una buena ciudad para una banda que comienza a tocar este tipo de canciones?

Londres es una gran ciudad para cualquier banda que empieza en general. Es enorme y siempre tiene una gran variedad, desarrollando un montón de sub-culturas con un buen espacio para ellas. Además existen un montón de sitios para tocar, por supuesto algunos no muy buenos. Lo que yo considero lo mejor de la ciudad es que hay un montón de sellos indies establecidos allí, por lo que cuando empiezas a ofrecer los primeros conciertos en la ciudad pueden irte a ver gente como Sean Price (Fortuna POP!) o Trev (Oddbox Records, aunque recientemente se ha ido a vivir a Cardiff).

"Tenemos algo del minimalismo de Young Marble Giants en nuestras canciones más tranquilas. También pienso que Sam siempre toca en ese tono agresivo, que a veces se acerca tanto a las guitarras de The Wedding Present."

Este año habéis tocado en el Indietracks, un festival que creo que encaja perfectamente con vuestra música. ¿Cómo fue la experiencia de tocar allí?

Resultó maravillosa. Es un evento muy especial, con mucha gente estupenda y muy abierto de mente a la hora de escuchar a cualquier banda que venga de cualquier parte del mundo. Realmente sientes que es como un paraíso musical apartado del resto del mundo. Nos encantó, aunque tengo que decir que sentimos que no ofrecimos nuestro mejor directo allí, pero no pasa nada. No estamos acostumbrados a la luz del día.

En todas nuestras entrevistas nos gusta que nos dejéis una pregunta para el siguiente grupo a entrevistar. ¿Cuál es la tuya?

¿Cuál es el trabajo con el que más has disfrutado escuchándolo al completo últimamente?

Del mismo modo tenemos una para ti a cargo de White Lung, dice así: ¿Qué banda actual es la que más odias?

“Odiar” es una palabra muy fuerte, pero tengo que admitir que no me gustan mucho Alt-J y derivados. Los encuentro relamente muy aburridos.

Muchísimas gracias por tu tiempo Rachel, ¡nos vemos en Valladolid!

Gracias a ti. ¡Tenemos muchas ganas de tocar allí!

Noé R. Rivas

Joven teleco que escribe sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *