Entrevistamos a

Cave

"Siento que hemos relajado nuestro sonido, pero sin embargo recuperamos su parte más brava en directo."

Por -

Cave regresaron el año pasado vía Drag City con un nuevo trabajo llamado Allways, mostrándonos nuevas direcciones que se escapan a todo lo probado anteriormente a través de un formado rock cargado siempre de recovecos. La banda de Chicago ha cumplido más de 10 años de carrera haciendo todo lo que se espera de una formación que siempre intenta buscar un sentido experimental a sus composiciones. Si en su aclamado Psychic Psummer publicado en 2009 nos encontramos con el abrazo más ardiente al mundo hippie, abriendo al mismo tiempo la puerta a los demonios más fuzz, discos que llegaron más tarde como Release, lograban volver a mostrar una parte de lo más ácida pero en esta ocasión entorno al rock más musculoso. Todo un ejercicio de disponer los elementos sobre la mesa de mil formas diferentes que se ha acentuado aún más con este reciente Allways. En él las pulsaciones se encuentran más bajas de lo que nos tienen acostumbrados, algo que sin lugar a dudas es necesario para dar entrada a nuevas influencias que van desde el free jazz hasta esos ritmos que miran hacia lo caribeño. Toda una locura ejecutada con bien gusto y paciencia. Aprovechando que el grupo comienza esta semana su nueva gira por nuestro país, entrevistamos a su líder Cooper Crain.

Sois una banda que parece que se está reinventando a sí misma. En cada disco vuestras coordenadas musicales cambian constantemente. ¿Os forzáis a vosotros mismos para no acomodaros entorno a algo definido, explorando sonidos que podríais pensar que están lejos de lo que habéis hecho?

Me gusta la idea de no seguir ningún camino a la hora de hacer canciones. Siempre que nos ponemos manos a la obra con un disco tratamos de juntar entre todas nuevas influencias musicales o cualquier otro tipo de influencias que vengan fuera del ámbito musical. Se podría decir que mantenemos esta repetición a modo de groove con el paso de los años. Así que aunque esto nunca cambie, siempre es bueno ir probando nuevos sonidos.

 

La parte rítmica de Cave es siempre de lo más intensa. Incluso en muchos momentos lleva todo el peso de los temas. ¿Cómo soléis trabajar habitualmente este apartado?

Todo esto es cierto. Realmente el ritmo es de donde parten nuestras canciones, algo así como el punto de nacimiento. Por lo que te puedo decir que en nuestra música las partes rítmicas son totalmente las líderes.

Desde fuera parece que vuestras canciones se acaban adentrando muchas veces en una jam session, ofreciendo un sentimiento de improvisación sobre un ritmo o línea de bajo. A la hora de grabar los temas, ¿siempre tenéis claro todo o acabáis apostando por este recurso?

Es un poco de todo, la verdad. Tratamos de mantener este espíritu lo más libre posible cuando entramos en el estudio. Comenzamos con un ritmo o riff (da igual que sea del bajo o de la guitarra) y tratamos poco a poco de ir realizando variaciones sobre él. Al final muchas veces ocurre que de tanto tocar un riff en ese momento, entre nosotros mismos somos conscientes de cómo va a acabar sonando en la grabación. También nos gusta muchas veces darle a todo más rienda suelta y ver qué pasa.

"Me gusta la idea de no seguir ningún camino a la hora de hacer canciones. Siempre que nos ponemos manos a la obra con un disco tratamos de juntar entre todas nuevas influencias musicales o cualquier otro tipo de influencias que vengan fuera del ámbito musical. "

Psychic Summer es quizás el disco de vuestra trayectoria que casi siempre se acaba destacando dentro de la crítica musical. A la hora de componerlo, ¿sentisteis que estabais dando un gran paso adelante en vuestra carrera?

En este momento lo vimos como un momento en el que la banda se estaba empezando a consolidar dentro de lo que hacíamos. También el formato de la banda en ese momento difería del de ahora, por lo que la energía encerrada en él era muy diferente. Del mismo modo creo que se concibió con una visión bastante apartada de lo que habíamos hecho. Me alegro un montón que la gente siempre le haya tenido un cariño especial.

Entremos ahora a hablar de vuestra nueva referencia llamada Allways. A lo largo de este disco quizás exploráis un lado más calmado que en anteriores trabajos. ¿Sentisteis que el ambiente a la hora de componerlo estaba más enfocado hacia un lado más relajado de vuestras vidas?

Creo que esta observación que haces sobre los terrenos en los que se mueve el disco es bastante buena. Nos sentíamos realmente bastante en calma con nosotros mismos. Lo grabamos a lo largo de tres años por lo que no teníamos ninguna prisa. Siento que hemos relajado nuestro sonido, pero sin embargo recuperamos su parte más brava en directo.

 

Esto último es lo que te iba a preguntar ahora. ¿La experiencia de tocar estos nuevos temas en directo difiere bastante a cómo lo veníais haciendo?

Lo bueno que tiene parte de este disco es que lo podemos intercalar de una buena forma con el repertorio más clásico. Al final a poco que el público esté dispuesto es sencillo transmitir bastante energía. En las grabaciones siempre podemos ir a donde queramos con los sentimientos y estados de ánimo encerrados en ellos, y por supuesto en directo tenemos que ser coherentes con ello.

Supongo que vuestras experiencias vitales también habrán tenido bastante importancia a lo largo de estos temas. ¿Tratáis de relacionar vuestras vivencias diarias o preferís más bien que la música sea el refugio en el que escapar a ellas?

La mayoría de nosotros vivimos en Chicago, por lo que creo que ya en sí es toda una experiencia que nos influencias bastante. Esta ciudad es realmente bulliciosa, llena de vid, de jazz y de una comunidad musical realmente amplia. Tratamos de viajar lo máximo que podemos, por lo que siempre volvemos con nuevos punto de mira renovados. Ahí fuera, es decir, en otros países, hay un auténtico mundo de ritmos y sensaciones que explorar.

"Al final muchas veces ocurre que de tanto tocar un riff en ese momento, entre nosotros mismos somos conscientes de cómo va a acabar sonando en la grabación. "

De hecho parte de este nuevo disco surgió en Chile mientras estabais de gira por el país. ¿Qué aspectos de este país os cautivaron?

Algunas canciones las grabamos en una pequeña habitación que tenía las ventanas abiertas con vistas a los Andes. Sin lugar a dudas esto nos causó un gran sentimiento de estar solos en el mundo, por lo que fue una experiencia de lo más determinante. Pasar allí unas cuantas semanas con amigos y gente que íbamos conociendo nos ayudó también a profundizar mucho más en la cultura musical del país. Sin lugar a dudas tienen un folklore muy rico.

Más sobre vuestras influencias. El jazz también es en muchas ocasiones una parte importante de vuestra música, siendo bastante prominente en este disco. ¿Crees que las estructuras jazz también son el punto de partida de algunas canciones?

Quizás no sirven para comenzar los temas tanto como mencionaba anteriormente el apartado percusivo. Siento que es algo que de una forma bastante mecánica forma parte del grupo y no nos damos cuenta.

"Tratamos de viajar lo máximo que podemos, por lo que siempre volvemos con nuevos punto de mira renovados. "

Del mismo modo, tanto de artistas jazz como de otros estilos, ¿prefieres bucear en discos antiguos o estas al día de las novedades?

Personalmente soy más de los que trato de estar informado sobre las novedades musicales más excitantes, pero también tengo temporadas de descubrir discos clásicos.

Cave y Bitchin Bajas son dos proyectos íntimamente ligados debido a que comparten algunos integrantes. ¿Tratas de separarlos bastante?

Efectivamente, para mí son como dos proyectos diferentes, por lo que trato que las ideas destinadas a cada uno de los grupos no se acaben mezclando.

En todas nuestras entrevistas nos gusta que nos dejéis un grupo para la siguiente banda a entrevistar. ¿Cuál es la tuya?

¿Cuándo fue la última vez que te tuviste que a recordar a ti mismo los motivos por los que acabaste dedicándote a la música?

Del mismo modo tenemos una para ti a cargo de Jessica Pratt. Dice así: ¿cuál es el sueño más memorable que has tenido?

Mi sueños más frecuentes están conectados con el estrés de perder vuelos y no llegar a ofrecer directos, o bien que llegamos pero sin el equipo porque nos lo han perdido. Incluso que el público no siente nada con lo que hacemos. Ojalá tuviese sueños más bonitos. Quizás debería cambiar mi dieta.

Noé R. Rivas

Estudiando teleco y escribiendo sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *