Entrevistamos a

Aloha Bennets

"Nosotras somos chicas, nos gusta la música y queremos ver referentes femeninos sobre el escenario. "

Por -

Desde el Baix Llobregar, Aloha Bennets nos ofrecen unos sonidos relacionados con guitarras que parten desde el grunge para sobreponerse como instrumento principal al lado de unas voces de lo más dulces, con los que crear un sonido clásico que nos puede recordar a The Stooges en esos momentos donde nos mostraban una gran energía como es el caso de ‘I Wanna Be Your Dog. Sin duda, la banda formada por Álvaro Alouane, Cristina Robles,  Olga  García  y  Mireia  Bellido  han  sido  capaces  de  combinar  diversos  estilos musicales que como resultado ha sido la creación del enérgico disco titulado La Jungla. Cuando uno se enchufa a tope al grupo y se pone a escuchar detenidamente La Jungla, es capaz de captar una potente batería capaz de implantar un rápido ritmo a lo que se le suma las voces de las vocalistas capaces de adecuarse sin problemas al repique impuesto por la baqueta en los platillos,  creando  en  sí  una  agradable sensación musical a lo que, sumado a un fuerte guitarreo haga que canciones como ‘Aquelarre’ y ‘La Quinta Dimensión’ provoquen ganas de enloquecer tal y como hacían nuestros padres cuando veían a Iggy Pop.

Para aquellos que no conocen a Aloha Bennets, ¿cómo se describirían?

Cuatro amigas con ganas de pasarlo bien haciendo música juntas.

 

Hace ya casi 4 años que empezaron con su camino en la música dando nombre a Aloha Bennets. ¿Recuerdan el momento exacto o dónde estaban cuando decidieron dar el sí definitivo y empezar con este proyecto musical?

La verdad es que siempre recordamos varios momentos en los que se nos pasó por la cabeza la idea de montar la banda, pero el definitivo fue cuando nos apuntamos a un concurso de “jóvenes talentos” para la fiesta mayor de uno de nuestros pueblos. A partir de ahí nos pusimos las pilas y empezamos a componer y a ensayar a tope.

A lo largo estos años han tocado en numerosos festivales o salas de música, entre ellos el Low Fest o la Sala Sidecar, e incluso llegando a telonear a Jeff Rosenstock. ¿Se imaginaban tocar en grandes escenarios y salas de música?

¡Qué va! Empezamos con la banda para aprender y pasárnoslo bien, pero nunca se nos pasaron por la cabeza muchas de las cosas que nos han pasado estos años, como telonear a artistas que escuchamos desde la adolescencia o tocar en festivales a los que habíamos ido como público. Ha sido algo muy bonito para nosotras.

"Empezamos con la banda para aprender y pasárnoslo bien, pero nunca se nos pasaron por la cabeza muchas de las cosas que nos han pasado estos años."

En relación a la última pregunta, tras tocar en salas y festivales, ¿dónde les gusta tocar más, en festivales donde hay un gran ambiente y energía de la gente o en salas de música donde el ambiente es más íntimo y estás más cerca al público?

Uy, ¡difícil decidir! Cada una tiene su parte especial y cada concierto lo acabamos disfrutando de una forma distinta pero, si tenemos que elegir, nos quedamos con los festivales pequeños. Allí siempre hemos sentido que hay un ambiente familiar muy acogedor y es muy guay el buen rollo que se crea entre el público, la organización y los músicos.

Uno de los lugares más significativos donde tocaron este año fue en el Estrogenfest cuyo propósito es reivindicar el papel dentro de la industria musical, y en el arte en general. ¿Creen que este tipo de iniciativas pueden ser de ayuda de cara a concienciar a la gente sobre las diferencias que suelen haber en la industria musical?

Antes de que naciera Aloha Bennets, ya llevábamos unos años montando conciertos en Barcelona y, estando en contacto con la escena musical de la ciudad, enseguida nos dimos cuenta de que los carteles estaban plagados de bandas formadas íntegra o mayoritariamente por hombres. Nosotras somos chicas, nos gusta la música y queremos ver referentes femeninos sobre el escenario. ¿El problema es que no hay mujeres haciendo música? No. El problema es que no se les da espacio en las programaciones de festivales y conciertos y eso es justamente lo que queríamos conseguir con el Estrogenfest: darles la visibilidad que tienen que tener. Que existan este tipo de iniciativas es importante para demostrar que estamos ahí, que existimos y que estamos haciendo cosas.

 

En una entrevista realizada a la banda gallega Agoraphobia comentaron que tuvieron malas experiencias en festivales donde tenían que tocar. Una de ellas fue que un miembro de seguridad las confundió con un grupo de fans cuando realmente iban a su camerino. ¿Ustedes han vivido un episodio de este estilo durante sus años tocando en diferentes lugares?

Por suerte, a parte de algún comentario desafortunado en alguna entrevista, siempre hemos recibido buen trato por parte de todas las personas con las que hemos trabajado, pero es cierto que tenemos compañeras que nos han contado episodios de este tipo y es increíble que sigan sucediendo cosas así a estas alturas. No hay que callarse cuando nos pasa algo, hay que decirlo y no normalizarlo.

"¿El problema es que no hay mujeres haciendo música? No. El problema es que no se les da espacio en las programaciones de festivales y conciertos y eso es justamente lo que queríamos conseguir con el Estrogenfest: darles la visibilidad que tienen que tener. "

Respecto a la industria musical femenina asociaciones como MIM, (Mujeres de la Industria de la Música), demuestra que sí hay buenas formaciones y de gran nivel. ¿Cuál creen que es el paso definitivo para que grandes festivales apuesten más por una diversidad en el cartel musical?

Sin duda la concienciación y las ganas de que las artistas formen parte de sus programaciones por parte de los propios festivales porque, como decías, existen propuestas de gran nivel y de todos los géneros musicales y tal vez lo que falta son esas ganas de
investigar y de no ir siempre a la apuesta segura que ya está tocando en todos los festivales.

Hablando de su disco La Jungla, cuyo sonido, en mi opinión, destaca por la energía y alegría que desprende cada tema al ser tocado en vivo. Al momento de escribir las canciones y elegir el estilo del disco, ¿siempre tenían en mente esa idea de un sonido potente y alocado?

La composición de todos nuestros temas siempre surge de forma natural. Sí queríamos que el disco en general tuviera energía porque es lo que nos gusta hacer y tocar en directo, pero a partir de ahí fuimos trabajando las canciones y haciéndolas evolucionar hacia donde nos pedía cada una.

Dentro de la selección de temas del disco, ¿hay algún tema que destacarían ya sea por el contenido lírico o por la dificultad de crearlo?

‘Aquelarre’ es seguramente la que más ha cambiado desde que surgió la primera idea. La tocábamos hace dos años ya, pero le hicimos un lavado de cara antes de la grabación para que tuviera más potencia y se ajustara mejor a la línea que seguía el disco. La verdad es que la primera versión y la de ahora parecen dos canciones distintas.

"La composición de todos nuestros temas siempre surge de forma natural. Sí queríamos que el disco en general tuviera energía porque es lo que nos gusta hacer y tocar en directo, pero a partir de ahí fuimos trabajando las canciones y haciéndolas evolucionar hacia donde nos pedía cada una."

La energía que desprende el disco me recuerda a grupos como The Stooges o la banda gallega Agoraphobia debido a la gran energía que desprenden al tocar en vivo además de verse reflejados en sus rostros la alegría con la que tocan la música en vivo. ¿Cuáles han sido las referencias musicales de Aloha Bennets durante estos años?

Las cuatro tenemos referentes distintos y no pensamos exactamente en un grupo concreto para realizar nuestras canciones, escuchamos todo tipo de música en nuestro día a día. También hay otros tantos grupos que nos unen. Referentes en los que tengamos algún punto parecido en grupos nacionales podrían ser Novedades Carminha o Los Nastys. De cara a internacional, Arctic Monkeys, The Aquadolls, Wavves. Podríamos añadir mil grupos más que pueden recordarnos a nuestro sonido pero nos alargaríamos.

Durante este año han vivido grandes jornadas de música lo que demuestra la progresión que han hecho desde el lanzamiento de Púdrete, una de sus primeras canciones. ¿Qué significa a nivel personal este año 2018 para ustedes? ¿Creen que puede ser un punto de inflexión dentro de su carrera musical?

Este 2018 nos lo hemos tomado con más tranquilidad y lo hemos notado a nivel de disfrutar de los conciertos, los ensayos, la composición de temas nuevos, etc. Hemos podido vivir cada proceso con más relax y disfrutarlos de otra forma. Para la banda, 2018 ha sido un año con sorpresas muy bonitas, ha habido conciertos muy especiales y hemos conocido a un montón de gente guay… Le ponemos un 10 .

En todas nuestras entrevistas, nos gusta pedirles a nuestros entrevistados que dejen una pregunta para la siguiente banda a entrevistar. ¿Cuál sería la tuya?

¿Cuál ha sido la experiencia más extraña que has vivido en un concierto o festival?

Como habrás adivinado por la última pregunta, tenemos una pregunta de Holy Wave para ti: ¿Qué te pide tu música? ¿Qué le pides a tu música?

Bailar y pasar un buen rato en ambos casos. Aunque nos guste escuchar todo tipo de música, o la gran parte de estilos, lo que nos sale al juntarnos es este rollo bailongo y desenfadado para pasarlo bien.

Entrevista realizada por Ramiro Cáceres.
Redacción Mindies
Redacción Mindies

Los miembros de la redacción de Mindies amamos la música por encima de todas las cosas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *