Crónica

Sonorama Ribera 2015

Viernes

14/08/2015

Por -

Los primeros acordes del día para nosotros llegaron de la mano de unos Full que al igual que hicieron Analogic días antes, regresaban a la Plaza del Trigo. Nos temíamos que los sevillanos mostrasen todas sus cartas hace tiempo y que no nos pudiesen sorprender con nada nuevo. Y así fue. Mucha energía y el gran chorro de voz de Javi Valencia pero melodías que caen una y otra vez en el modelo estándar que parece instaurado por defecto en la escena nacional más visible. Para darnos sorpresas, sí que estuvieron La Habitación Roja realizando versiones de grupos que les han marcado en su vida. Desde The Cure hasta Oasis para cerrar con un ‘Ayer’ que remató la locura.

20384589490_6c1251d6cf_k

Ya por la tarde, Grupo de Expertos Solynieve lo volvieron a bordar a base de sus recurrentes temas sobre la sociedad española más bien sureña o todo lo divertido que tiene ‘La Reina de Inglaterra’. Nos alegra un montón que por fin los festivales nacionales cuenten de una forma digamos habitual con ellos. Con sonidos guitarreros muy diferentes, Arizona Baby gozaron de buena hora y escenario principal para transformarlo en un desierto. Tengo que confesar que hace tiempo que perdí la magia con este grupo y que su directo sirvió para recuperarla solo en parte, ya que su profundidad en el rock polvoriento estadounidense podría ser mayor.

Los que no defraudaron fueron Calexico ofreciendo un concierto impecable. Lo mismo les daba por introducirnos en un introspectivo rock que provocar nuestros bailes con una cumbia. Jairo Zavala, habitual acompañante del grupo, tuvo sus grandes momentos de protagonismo al jugar en casa, haciendo gala de una gran técnica en múltiples instrumentos. Canciones como ‘Falling from the Sky’ o ‘Cumbia de Donde’ cayeron como llovidas del cielo, alucinando con el gran empaque y entrega del grupo. Grupos internacionales así sí que son absolutamente imprescindibles en un festival como este si no quiere perder su esencia.

rodrigo mena

Por desgracia no podemos decir lo mismo de Clap Your Hands Say Yeah!, un grupo al que los constantes cambios de formación parece que le han pasado factura, anclándose en unos nuevos temas de pop facilón y carentes de matices. Al menos podemos decir que salvaron los muebles con éxitos como ‘The Skin of My Yellow Country Teeth’ ante el descontrol vivido en todo momento. Más descontrol, pero de otro tipo llegó con Supersubmarina. Si al principio de estas líneas hablábamos de saturación, el concierto de los andaluces fue el ejemplo más claro ante un recinto totalmente desbordado. En cuanto al concierto nada nuevo que añadir. Canciones destinadas a los jóvenes y tiernos corazones adolescentes que de momento viven atrapados en eso, en la adolescencia.

De una forma abrasiva, Biznga se presentaron en el escenario Burgos y Origen y Destino ofrecieron el concierto del festival por muchos sentidos. Su guitarrista habitual Pablo, no pudo estar presente, dejando su lugar a Dani de King Cayman quién lo bordó encima del escenario. Uno de esos grupos de letras que son como bofetadas a la cara, sin esconder nada y más aún en directo. Pogos donde los empujones eran rabiosos y las letras coreadas a pleno pulmón y puño en alto en las primeras filas, esa sensación de que todo esto de venir a un festival cobra sentido si presencias directos tan salvajes como este. Canciones que aún no conocíamos como ‘Cachorros’ y otras más conocida que son vorágine pura como ‘Cul-de-Sac’ para acabar con una canción tan insignia como es el caso de ‘Adalidades de la Nada’.

20648680502_4b0e3f0262_k

El final de la noche llegó con un directo de esos que tendrían que aparecer en los vídeos de resumen de todo festival en vez de otros marcados por el aforo completo. Joe Crepúsculo brilló en cuanto a canciones y espectáculo ofrecido, logrando un magnífico setlist en el que no faltaron clásicos como ‘Baraja de Cuchillos’ o ‘Ritmo Mágico’, muy bien combinadas con momentos de taconeo en temas como ‘A Fuego’ a cargo de Tomasito. La fiesta la completó Nacho Vigalondo más conocido como Alacrán, quién aportó los bailes desenfrenados y el toque más bizarro al concierto. Esperamos que la organización tomase nota de la fiesta porque ya que todos los años repiten grupos, esperemos que al menos lo hagan de forma acertada.

Noé R. Rivas

Joven teleco que escribe sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *