Crónica

Spanish Bombs Festival 2019

28/11/2019

Por -

Que un festival de punk rock y garage español exista en la meca de la música electrónica europea puede parecer un espejismo para cualquier expatriado ibérico. Pero precisamente es eso lo que lleva haciendo el Spanish Bombs Festival durante la última década en pleno corazón de Berlín. Después de pasar por distintas salas como el “Bassy Club», el «Urban Spree» o el «Festsaal Kreuzberg”, en su décima edición aterriza en el SO36, la casa del punk rock de la capital alemana -donde han tocado leyendas como The Cramps, Bad Religion o The Misfits. Este año ha contado con un cartel inmejorable: los madrileños Mobe quienes ya actuaron el año pasado; el trío catalán Mujeres que se encuentra acabando la gira de su último EP Romance Romántico; y por último pero no menos importante los chavales madrileños, que han decidido llenar el Wizink Center a un año vista, Carolina Durante, que darán su primer concierto fuera de España.

La noche empezó como toda buena noche en pleno corazón de Kreuzberg. Hacerse unas cervezas sentado en el Späti de al lado del local era mandatario. Los primeros grupos de amigos se fueron acercando a la sala y casi podías sentir que por un momento volvías a estar en España. Sí, estábamos en el país germánico pero a cada minuto que pasaba podías oír más y más español a tu alrededor. Nos terminamos las cervezas y entramos. A las 8 la sala se empezó a llenar poco a poco, convirtiéndose en algo así como el paraíso de los expatriados de la península. Los primeros en aparecer fueron Mobe, quien aún y ser la banda que abría, se ganaron al público con su propuesta de post-punk mezclada con tintes electrónicos. Un estilo que le iba como anillo al dedo a la capital alemana.

Les siguieron Mujeres, ese grupo al que describen como garage party en la web del festival. Y lo fueron. Lo que ofreció la banda catalana fue sin duda una maldita fiesta. Los temas arrancaron a los más cohibidos a hacer los pogos de su vida. Como si toda la energía que no te da la ciudad alemana la estuvieran recuperando a golpe de UN SENTIMIENTO IMPORTANTE PARA LOS DOOOOOS. Podías notar como esas primeras filas se sentían como en casa durante un momento. Y aun y no ser la banda estrella de la noche, lograron convencer a todos los presentes con su potente propuesta y los comentarios de EL ROCK de Pol Rodellar (bajista). Nos regalaron una oleada de hits y también pusieron sobre la mesa dos de sus nuevos temas que de seguro nos empiezan a hacer la boca agua pensando en su nuevo trabajo.

Y llegó la guinda del pastel, el grupo más esperado de la noche. Y no lo digo yo, lo dice toda la gente a la que pregunté en la barra del bar por qué grupo venían. Carolina Durante aterrizaba por primera vez fuera de España -ese mismo viernes también lo hicieron en Londres- después de su enorme triunfo en sus dos fechas en la Riviera. Los madrileños, que parecen haberse convertido en la voz de una generación ya no tan underground, nos hicieron mover a base de éxitos pop-punk rockerillos. Nos hicieron mover tanto que hasta el bajista de Mujeres acabó volando por encima del público casi aterrizando en brazos de Diego Ibáñez (voz). Quizás uno de los temas más esperados fue No Tan Jóvenes. Y es que joder, realmente todos los que estábamos ahí éramos mayoritariamente eso; jóvenes a los que les habían prometido tanto pero lo que nos encontramos es mucho peor de lo que nos decían. Apostaron también por presentar uno de sus nuevos temas que verán la luz el año que viene y regalarnos una traca final de hits para culminar el concierto.

En general la noche fue todo un éxito que hizo poner de buen humor y saltar al pogo a cualquiera que estuviera ahí; con el mérito de que ni compartían idioma ni residencia con el público que normalmente frecuenta esa sala. Y si Mujeres fue quien dio el concierto más potente, Carolina Durante llegó a apelar a cada uno de los jóvenes que estábamos ahí, llenándonos de un desenfrenado subidón de adrenalina.

Crónica a cargo de Eva Sebastián

Redacción Mindies
Redacción Mindies

Los miembros de la redacción de Mindies amamos la música por encima de todas las cosas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *