Crónica

BAM 2019

20/09/2019 - 23/09/2019

Por -

Cuando la temporada de festivales llega son muchos los grupos mundialmente conocidos que se pelean entre ellos para encabezar sus carteles con el objetivo de presentar los mismos temas durante 20 años y que ya todos conocemos. Al mismo tiempo que eso ocurre, son muchas más las formaciones musicales nuevas que desearían tener una oportunidad y presentar sus proyectos musicales ante cientos de personas para darse a conocer, y eso es lo que ha sabido hacer este año el Festival BAM de Barcelona.

En esta edición fueron más de 40 bandas que tuvieron la oportunidad de tocar ante los barceloneses, demostrando que en un corto espacio de tiempo estarán ocupando la lista de carteles de los festivales para dar un paso adelante ante la nueva oleada artística que está viniendo. Ya sea Arlo Parks con su hip hop, la apuesta por las nuevas tendencias portuguesas de Reis da Republica o Whales o el dream pop de North State, quienes se separan por un tiempo indefinido, los promotores del Festival BAM han dado con la tecla con la selección de músicos.

La presente edición del Barcelona Acció Musical (BAM) quedó inaugurada con los conciertos de Arlo Parks y Playback Maracas en la Plaça dels Ángels mientras que en la Plaça Joan Corominas tenía lugar uno de los eventos más especiales del año y no era nada más y nada menos que la presentación de las nuevas bandas portuguesas como Reis da Republica, Whales y Conan Osiris y que llegaban a Barcelona de la mano del Nos Alive.

Reis da Republica, quienes tocaban por primera vez fuera de tierras portuguesas, saltaron a escena a las 21:00 para deleitar al numeroso público portugués con su corto pero intenso nuevo trabajo titulado Fábulas. Con un piano a la izquierda y la cantante rodeada por sus guitarristas y bajo empezó a entonar la melodía ‘Partida’. A lo largo del concierto los instrumentos e intensos jams tuvieron más protagonismos que la voz de su cantante, que cuando no cantaba se sentaba en una silla que había en el escenario para fumar, a la imaginación queda qué era lo que fumaba. Mientras tanto contemplaba y disfrutaba de los rasgeos de guitarra de sus compañeros. Hay que destacar que cada uno de ellos tocaba con tal intensidad que pareciera que estuvieran en un concurso para ver quién tocaba mejor haciendo de todo ello un buen espectáculo en vivo. Tras los alocados ritmos llegó la hora de la calma con singles como ‘Samurai’ provocando en el público que se pusiera a bailar.

Los siguientes en saltar al escenario fueron Whales, el trío ibérico dio comienzo con el cantante acercándose al micro para entonar los tracks de su nuevo proyecto musical que les ha llevado por diferentes ciudades de España y Portugal, abanderando la nueva oleada de músicos portugueses que están ya haciendo de las suyas. Su concierto se caracterizó por las eléctricas atmósferas que creaban a partir del uso de sintetizadores, piano y batería que hizo que el público de la Plaça Joan Corominas gritara y bailara.

Si la inauguración del BAM Festival se caracterizó por el electro-pop de Portugal el fin de semana no sería menos y pasando por todos los géneros musicales los conciertos que se vivirían con la intensidad del rock duro de Derby Motoreta’s Burrito Cachimba, el rap de Biig Piig o la emotividad del grupo catalán North State que tendría lugar el domingo en la Antiga Fàbrica Estrella Damm donde darían su último recital ya que se separan para buscar nuevos caminos en la industria musical.

Por un lado, el sábado estaría marcado por los conciertos de Yawners o Y La Bamba en Antiga Fàbrica Estrella Damm, que conquistaron a la gente que se acercó a verles. Mientras en la Antiga Fàbrica el público disfrutaba de lo lindo, en la Plaça Joan Coromines tendría lugar uno de los shows más esperados, Bedouine y su nuevo ep Bird Songs of a Killjoy.

La cantante americana apareció por el lado derecho del escenario guitarra en mano y con un largo vestido azul preparada para alegrarnos la noche con su suave voz. Canciones como ‘Skyline’ o ‘Nice and Quite’ demostraron que el futuro que le depara será brillante ya que al mismo tiempo que cantaba interpretaba las notas de su guitarra de una manera que te hacía olvidarte de que tenías gente a tu alrededor y te envolvía en su manta musical.

A pesar de que en según punto el concierto de Bedouine llegaba a ser un poco falto de ritmo, puede ser porque no viajó con su banda, los presentes pudimos percibir que ella estaba disfrutando de su noche en los escenarios de Barcelona, y a pesar que tuvo que acabar antes de hora por sus problemas de voz se vivió un gran momento como el haber presenciado el directo de la canción ‘Life’ caracterizada por ser un single en armeno.

Luego de la calma le llegó la hora a una de las intérpretes que más dará que hablar en un corto tiempo como es el caso de Biig Piig. La británica conquistó la Plaça Joan Coromines a base de su flow en canciones como ‘Intro’ y la mezcla de dulzura y timidez. Era la primera vez que estaba en Barcelona y dejó constancia de su emoción por ello en tracks como ‘Vete’ y ‘Nothing Changes’, que provocaron un fuerte aplauso del público, algo que causó sorpresa en la artista.

La noche siguió con su voz sobreponiéndose a la base de rap que le ponía su compañero a la vez que el bajista se hacía con un saxo y ponía el toque de jazz a la noche. Con una botella en mano Biig Piig salió al escenario para agradecer a su gente, en un perfecto castellano, ya que tiene familiares castellanoparlantes, el haberse acercado a verla.

Si los días del viernes y sábado habías transcurrido en un ambiente más fiestero, algo normal ya que el festival coincidía con las Festes de la Mercè de los barrios de Barcelona, el domingo se iba a caracterizar por tener un aspecto más festivo, al menos en la Antiga Fàbrica Estrella Damm, ya que padres con sus niños, turistas, amigos y un largo etcétera se habían acercado a uno de los tantos lugares de espectáculos musicales para disfrutar de la buena música y de una cerveza fría en la calurosa mañana-tarde del domingo.

El primer recital del domingo llegaría de la mano de Honolulu, dos hermanos franceses, afincados en la ciudad barcelonesa, quienes presentaban su disco debut homónimo donde canciones como ‘Boys in the Park’ demostraron el potente directo de sus shows. La voz de Lea y la habilidad del teclado de Quentin Mevel hacen presagiar que dentro de la escena dreampopera tendrán un buen papel.

Mientras los niños correteaban por el recinto y sus padres disfrutaban de Honolulu llegaría uno de los momentos más especiales ya que interpretaron ‘Anna’, la primera canción en francés del grupo. Antes de cantarla Lea lanzó un bonito mensaje en el que destacaba lo contenta de estar con su hermano y poder haber grabado esa canción.

Tras acabar su concierto tanto Lea como Quentin se bajaron del escenario para sacarse una foto con un fan que había disfrutado como nunca durante su performance. Minutos después llegaba el turno de North State en un concierto muy especial debido a que ése sería su último concierto antes de su separación para buscar nuevos horizontes en el mundo de la música.

El grupo catalán ya había avisado días antes que el del domingo iba a ser emotivo por el acontecimiento y eso pudo verse en el directo donde la energía positiva desprendida por ambos fue palpable. En todo momento destacó la base de sintetizadores y buen tono vocal por parte de Pau y los bailes robóticos de Laia y su fuerte voz, donde en ciertos momentos parecía que iba a explotar debido a la agudeza con la que cantó demostrando de lo que es capaz. Poco a poco el último concierto de North State fue llegando a su fin después de unos intensos años donde han llegado a estar en buena consideración gracias a trabajos como ‘Crowns’, ‘Can’t Forget You’ o su último EP Before The Silence.

La noche del domingo del quedaría marcada por la lluvia obligando a los organizadores a reorganizar los horarios programados así como al tener que acabar los conciertos minutos antes por el peligro que el agua suponía para los equipos técnicos. Uno de los momentos más agradables de la noche llegó con María José Llergo quien con su potente voz flamenca enamoró a su gente con canciones como ‘Nana del Mediterráneo’ o ‘Me Miras Pero No Me Ves’ demostrando el talento de la joven cantante nacida en Pozoblanco.

La nueva edición del Festival Bam llegaría a su fin con los recitales de Danitsa y la electrónica experimental de Weval cerrando de esta manera una clara y acertada apuesta por parte de los promotores del festival por los músicos emergentes que, ya son una realidad, en un corto espacio de tiempo estarán comiéndose el panorama musical y que en unos años, cuando se encuentren de nuevo gira por nuestro país podrán decir que el BAM apostó por ellos y que no se equivocaron.

Crónica a cargo de Ramiro Cáceres

Redacción Mindies
Redacción Mindies

Los miembros de la redacción de Mindies amamos la música por encima de todas las cosas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *