Crónica

Mishima · Mogwai

Tabakalera

06/09/2015

Por -

Tras dos intensas jornadas de Kutxa Kultur Festibala, todavía quedaba una despedida a un fin de semana musical inolvidable. Los escoceses Mogwai llegaban a San Sebastián en el acto de pre-apertura de la Tabakalera, un espacio que sin lugar a dudas dará grandes alegrías a la ciudad a lo largo de los próximos años. Tras de sí, la veterana formación ofreció un directo intenso donde concentraron lo mejor de sus 20 años de carrera, en una noche marcada por el excelente sonido del emplazamiento.

Sin embargo, no fueron Mogwai los encargados de abrir la noche, sino Mishima en la que era su primera actuación en la ciudad donostiarra. Los catalanes ofrecieron uno de esos directos que hacen que la velada sea aún más memorable, interpretando sus canciones más emblemáticas. Un David Carabén muy expresivo guío la actuación para un público ciertamente desubicado ante la propuesta. Estando presentes temas de su último trabajo, la buena influencia del pop mediterráneo salió a relucir en canciones como ‘Mentre floreixen les flors’ o ‘El Corredor’. También hubo rato para disfrutar de esa explosión de cotidianidad presente en ‘L’olor de la Nit’, ‘Un tros de Fang’ o un ‘Tot torna a començar’ con el que finalizaron el concierto aullando a un despejado cielo y dando paso al plato duerte de la noche.

11990614_897517346984553_7147244369097599653_n

Mogwai salieron al escenario con un impresionante juego de guitarras que nos anticipaba los continuos cambios de instrumentos siempre necesarios en su música. Un público respetuoso contuvo el aliento ante el primer acorde perteneciente a ‘How to Be a Werewolf’, tema perfecto para introducirnos en su juego de cambios de intensidad y atmósferas de ruido aliviador. La velada estuvo llena de muchas cosas buenas, sin embargo la que podríamos destacar por encima del resto fue la excelente calidad del sonido, percibiendo a la perfección cada pequeño matiz o elemento que interpretaron los músicos sobre el escenario. De este modo, todo iba viento en popa para disfrutar de uno de los mejores conciertos del fin de semana.

La selección de temas que nos presentaron, abarcó etapas muy diferentes de su carrera, logrando de este modo un amplio espectro emocional entre el público. Desde la relajación y clima de disfrute inmenso de ‘Take Me Somewhere Nice’, perteneciente a su álbum Rock Action, hasta ese efecto de evaporación que contiene ‘Tracy’, aún más lejana en el tiempo. Mogwai se deleitaban encima del escenario, mostrando su gran complicidad, serenidad y cercanía a un público que por aquel entonces ya estaba en una nube. Una nube que iba cambiando de tonalidades de una forma veloz gracias a temas como ‘Mexican Grand Prix’ donde sacaban a relucir el lado de electrónica cerebral que puede contener su música.

11225263_897517833651171_7975273578132098626_n

Más momentos donde la intensidad se apoderaba de nosotros, llegaron con las notas de ‘Mogwai Fear Satan’, dejando en este lado el virtuosismo en un segundo plano para conseguir la distorsión óptima a sus guitarras. De una forma también muy celebrada ‘Teenage Exorcists’ aportó la estrofa vocal que inundaría nuestras cabezas a lo largo de la noche, mientras que ‘Remurdered’ conectó a la perfección ese juego de sorpresas al que tienes que estar bien preparado en cualquier concierto de los escoceses. Tras despedirse de una forma destructiva pero corajinosa con ‘We’re No Here’, no podían faltar los bises donde ‘Batcat’ puso fin al deleite de la noche. Uno de esos conciertos que cierran etapas vitales y dan comienzo a otras nuevas.

11990518_897517933651161_5796946201043865284_n

Noé R. Rivas

Estudiando teleco y escribiendo sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *