Conociendo a

Mitski

Por -

Brooklyn siempre ha sido un hervidero de interesantes y variados proyectos musicales, siendo un indicador bastante válido de todo lo que nos podemos encontrar en la ciudad neoyorkina. De este modo, ahora llega el turno de conocer el cautivador proyecto de Mitski. Esta chica lleva desde 2012 editando temas apacibles y agradables, más aptos para una tarde de lluvia y café que una tarde soleada en el parque. Mitski continúa el perfecto legado de grandes artistas femeninas como pueden ser Regina Spektor o Joanna Newsom muy presentes en sus trabajos. Buceando por ese privilegiado mundo de la instrumentación clásica y la técnica vocal depurada, la artista cuenta en su haber con dos LPs y un nuevo y prometedor single.

En LUSH, el primer trabajo editado por la artista, nos encontramos canciones totalmente desnudas interpretadas la mayoría a piano y voz. La emoción de lo sencillo pero muy bien hecho, plasmada en unas canciones difíciles de escuchar en momentos de decaimiento. Mitski sabe incorporar a la perfección elementos propios de la música clásica en temas vibrantes como Eric o bien de vez en cuando romper totalmente la dinámica del disco con canciones más cercanas a la St. Vincent más rockera como es el caso de ‘Brand New City’.

Su segunda gran referencia y seguramente la que le ha reportado un mayor reconocimiento, la encontramos en Retired from Sad, New Career in Business, un segundo LP en el que podemos observar su evolución. Un disco cambiante, con mayor instrumentación pero con las mismas señas de identidad que su anterior entrega. Repeliendo las estructuras pop incluso en las canciones con más vocación de single como ‘Goodbye, My Danish Sweetheart’, Mitski captura definitivamente su estilo musical enfocado hacia la canción melódica de artistas como Zola Jesus. Canciones como ‘I Want You’, ponen de manifiesto su propuesta sobria, directa a los sentimientos y la sorpresa de comprobar que evocará el tema en nuestra mente con el paso del tiempo. En álbum difícil de ponerle pegas, más aún cuando escuchas la descorazonadora ‘Because Dreaming Costs Money, My Dear’ con la artista cantando prácticamente a modo de plegaria.

El pasado mayo nos mostró su primer single de algo nuevo y seguramente muy bueno a editar próximamente. En ‘First Love/Late Spring’, nos deja ver un cambio de sonido hacia terrenos más convencionales. Una canción que crece con las escuchas y nos descubre un nuevo e interesante panorama donde la artista seguirá desarrollando sus inquietudes. Seguiremos sus pasos a la espera de su gran salto definitivo.

Noé R. Rivas

Joven teleco que escribe sobre grupos guays. Woods y Jeremy Jay me molan mucho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *